Últimos temas
» ❝ time will fly, time will heal ❞
Hoy a las 3:24 pm por exodus

» ♢вєѕтσƒмє.
Hoy a las 2:24 pm por bultaoreune

» hwaiteu・
Hoy a las 2:09 pm por exodus

» pied piper ✹
Hoy a las 1:26 pm por exodus

» mornings are for coffe and contemplation.
Hoy a las 1:14 pm por Irinatargaryen

» I never knew daylight could be so violent ♡
Hoy a las 12:46 pm por CatCatCat

» ¿Charla?
Hoy a las 12:33 pm por kingdomlightsshine

» ─ you two look alike ♡
Hoy a las 12:28 pm por kingdomlightsshine

» ¿Rol Kpop?
Hoy a las 12:21 pm por Imanunicorn

Afiliados del Foro
Afiliados hermanos 0/5
Directorios y Recursos
Afiliados Elite 0/44

stay away from things that aren't yours.

Página 6 de 6. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: stay away from things that aren't yours.

Mensaje por uchiha el Vie Abr 14, 2017 10:40 pm


A pesar de mantenerse al tanto de la conversación con el viejo, su mente se encontraba llevándolo a cualquier lugar excepto el presente. Sus pensamientos seguían sumergidos en recuerdos, recuerdos cuya protagonista era la rubia. La piel le quemaba del solo pensar que sus brazos podrían sostenerla una vez más. Intentaba tener la cabeza fría, especialmente cuando se encontraba caminando por los corrales con su abuelo, más le era imposible distraerse de la única persona que ahora le importaba. Importar es una palabra fuerte, y aunque podría ser incoherente el utilizarla, Liam le había agarrado cierto sentimiento a aquella chica. Un sentimiento que antes no había sentido, entre el deseo y mucho más que eso. Ella representaba todo lo que él siempre había odiado en una persona, pero odio era lo último que podía sentir hacía ella.

Existía otro pensamiento que divagaba en su cabeza era la carrera. Esa noche comenzaban las pre eliminares para una competencia en la cual se involucrarían inversionistas. Se había corrido la voz que se necesitaba a un nuevo corredor con toros, ya el que tenían había sufrido un accidente. La paga era mucho mayor que la que recibía actualmente, y la idea de hacer algo nuevo era tentadora. No la había discutido con nadie, tampoco pensaba hacerlo, después de todo conocía las reacciones de sus amigos. Tras ese gran accidente en el que había sido parte, varios de ellos insistieron en que se retirara de ese estilo de vida. Las carreras a caballo no son tan letales, no como aquellas que se intentan conseguir sobre el lomo de un toro. ¿Para qué meterles una idea que solo conseguiría exaltarlos? Liam estaba agotado de su preocupación. Por esa misma razón, se deleitaba del saber que Megan se encontraba encantada con lo que hacía. Megan, últimamente, siendo parte de sus pensamientos, directa o indirectamente. 

Eso es todo por hoy, Liam. — Asintió. — Mañana tienes el día libre, ¿por qué no llevas a Megan a conocer las afueras del pueblo? — Volvió a asentir, pero cuando su cuerpo pensaba retirarse del lugar, sintió la mano del viejo sobre su hombro. El rubio lo miro consternado por su acción, después de todo, nunca antes había hecho acto parecido. — Liam, eres como un hijo para mí, espero que lo sepas. — La saliva que en su garganta se había acumulado le dificulto el hablar. Se alegro de no tener que hacerlo, ya que a los pocos segundos ya se encontraba por su cuenta. No dio más vueltas al asunto y se dirigió a alistarse. Una gran noche comenzaba, una carrera ya ganada y una chica por ganar.
 


Mordió su labio inferior al ver la silueta de la rubia caminar en su dirección. Como si se tratase de una diosa bajada del mismo Olimpo, caminaba dominando el lugar. La manera en que su cintura se acentuaba con cada paso, solo le provocaba hacerla suya. La sangre que recorría su cuerpo, hervía por verla sin tanta ropa. Acortó la distancia entre ambos, dando un par de pasos hacía ella, deleitándose de ese olor dulce que provenía de su cuerpo. Todo en ello le fascinaba. Todo en ella le excitaba. — Megan… — Deslizó su pulgar por su cintura, moviendo suavemente la tela de su blusa para rozar la piel de su abdomen. El deseo hacía que su voz fuese más ronca,  que su cuerpo se encontrase más tenso. ¿Cómo era posible necesitar tanto a una persona? — No tienes ni la más mínima idea… de las ganas que tengo de destrozar toda esta estúpida ropa y hacerte mía. — Su mano se abrió camino por la parte baja de su espalda, posicionándose sobre sus glúteos, apretando estos al tiempo que los empujaba hacía su cuerpo para tenerla más cerca. Como disfrutaba aquel choque entre ambos cuerpos. Sabía que no podría mantener sus manos alejadas de su cuerpo, y no se aguantaría del evitar hacerlo. Esa noche su atención estaría dividida entre ganar y ella. — Estamos tarde. — Susurro, dejando un beso sobre su frente antes de apartarse. 

El camino fue rápido. El lugar no se encontraba tan apartado, solo lo suficiente para no atraer la atención de terceros. Bajo del vehículo ayudando a la rubia a bajar con él. El olor a cigarro y a tierra mojada le intrigaba. Eso no era demasiado normal cuando se trataba de carreras, y suponía que se trataba sobre los nuevos jueces. Mientras más impresionara el corredor, mayor ventaja tendría de llamar su atención. Liam estaba seguro que no tardaría en llamar su atención. Su mano fue hasta la mano de Megan, atrayéndola a su cuerpo y así rodeando sus hombros con su brazo. Una mirada asesina por su parte fue dirigida al par de chicos que la habían estado observando a pesar de notar que ella venía con él. Le jodía del saber que a pesar de que ella ya se encontrase usando su sombrero, aún existían idiotas que pensaban que podían poseerla. — Espero no me hagas pelear con algún imbécil hoy. — Bromeo cerca a su oído, aprovechando la cercanía para depositar un beso en esa zona. Continuaron caminando hasta llegar al gran escenario. El lugar ya se encontraba casi lleno, la mayoría de espectadores se encontraban ya borrachos. A lo largo observó a algunos de sus competidores y suspiró. La competencia era fuerte, suponía que el rumor se había esparcido y eso había hecho que varios acudieran a la inscripción. 
avatar
Mensajes : 1842

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: stay away from things that aren't yours.

Mensaje por Hothouseflower el Dom Abr 30, 2017 3:51 pm


Su cercanía, su aroma, el destello del deseo en su mirada todo aquello causaba que la seguridad que solía desbordar la rubia se esfumara de sus manos. La sensación de sus dedos contra la piel de su vientre causó que Megan tragara con fuerza y su cuerpo temblara. No estaba dispuesta a mostrarse tan vulnerable por su simple toque…no, ella no era la clase de mujer que se impresionaba tan fácilmente mucho menos por un hombre. —Qué esperamos—murmuró justo cuando los labios de ojiazul entraron en contacto con la piel de su frente.



Una vez que llegaron a su destino la rubia se escatimo en seguir al rubio, no obstante se daba la oportunidad de dar un vistazo por su alrededor. Las personas ya se encontraban completamente ebrias, y  los que aún estaban en su cinco sentidos muy pronto lo estarían ya que bebían de la cerveza como si no existiera un mañana. Estaba por acomodar el sombrero en su cabeza cuando los brazos de Liam le hicieron detenerse abruptamente. Enarco una perfecta ceja al escucharlo— ¿Hablas de mí? —se contuvo de soltar una carcajada en su cara. — No prometo nada. Sin embargo como forma de aliento sigue en pie nuestro trato. Gana el premio de esta noche y dejaré que desgarres la tela de mi falda —Anclo sus brazos alrededor de su cuello —O por lo menos que lo intentes — una sonrisa tiro de su boca. Megan estaba segura que para esas alturas de la noche no encontraría algún otro hombre que llamara su atención y tampoco estaba del todo interesada en encontrarlo— ¿Qué debo hacer en este caso? ¿Debo darte un beso de buena suerte o algo por el estilo? —una chica a su lado llamo la atención de Megan al principio la sola presencia de la joven la estaba sacando de su burbuja de buenos deseo, pero cuando la morena finalmente se animó a decir algo para interrumpir a la feliz pareja. La rubia le presto más atención de la permitida.—Creo que es hora de prepararte Liam, yo puedo acompañarla y mantenerla lejos de cualquier problema. —la rubia deslizo la mirada de la chica hacia Liam se levantó de puntillas para dejar un beso sobre su boca y desearle suerte en voz baja.



Cuando lo vio partir regreso su atención a la chica—Soy Willow y tengo novio. Lo digo ya que veo tu mirada de: mil maneras de matarme —Soltó una risilla torpe— Mi novio es el mejor amigo de Liam. —Willow levanto una mano para señalar con un dedo en dirección a un grupo de hombres que estaba preparándose para la carrera, entre ellos noto el rostro de Liam. —Es el de camisa azul— Megan regreso la mirada a la chica y finalmente se tomó la molestia de sonreír y relajarse— No planeaba tu muerte en todo caso sería mil maneras de hacerte la noche horrible pero ya que se toda la historia. No hay necesidad de preocuparte— ambas tomaron asientos en una sección que Megan muy pronto comprendió era vip. Su mirada se desplazaba por cada rincón estudiando a las personas que tomaban cerveza de tarros o latas—Es mi primera vez en un evento como este ¿qué debo hacer? —miro a la morena con un poco de termo. ¿Acaso era miedo a lo desconocido? ¿O le excitaba verse envuelta en algo cuyo rumbo y final desconocía? —Solo diviértete no es nada del otro mundo, los cinco primeros jinetes clasifican para la siguiente ronda—murmuro la morena— ¿Liam es bueno? —Giro su cuello para ver a la chica—Sí, es uno de los mejores, este será su regreso triunfal sin embargo muchos de nosotros estamos un poco preocupado ya que consideramos es muy pronto, después de lo que sucedió pensé que se daría un tiempo más para descansar o… retirarse. —La frente de la rubia se arrugo casi por completo cuando estuvo dispuesta a preguntar más acerca de lo “ocurrido” Pero estaba segura que el accidente del que Willow le comento era ese mismo que Liam le había dicho esa tarde las bocinas retumbaron afirmando que la carrera comenzaría en menos de cinco minutos. Las personas a su alrededor comenzaron hacer ruidos exagerados con sus bocas, gritos, murmullos y un par de comentarios que no eran nada claros. —Simplemente intenta pasarla bien y grita mucho el nombre de Liam — una sonrisa traviesa se dibujó en su boca cuando escucho ese comentario.

[...]


Un par de horas después y un par de latas de cerveza, una Megan semi-ensoñada por el alcohol, gritando el nombre de Liam en coro al resto de las personas. Estuvo apretando la mano de Willow cuando llego el clímax de la carrera. En su vida la rubia había estado tan nerviosa y aterrada por algo o por alguien. Pero al momento que vio como el nombre de Liam ilumino el primer lugar en la pantalla. Grito con más fuerza. Espero uno par de minutos en lo que los presentadores daban los nombres de los ganadores y daban una especie de premio. —Seremos compañeras de viaje. —Murmuró la castaña a su lado cuando señalo el nombre de Jeremy en el tablero. Se puso de pie y comenzó a descender de las gradas con cuidado hasta llegar a su destino. Ella no lo dudo. Simplemente fue hasta el rubio para abrazarlo como un gesto de felicitación. Su boca no demoro mucho en encontrar la del cobrizo y por un momento ella se olvidó por completo de las personas a su alrededor de no ser por el comentario de Willow Megan estaría comenzó a desnudar a Liam en ese preciso momento. Entre leves risillas corto el beso y se alejó del rubio —Felicidades a ti también, soy Megan —extendió su mano al amigo y novio de la chica que había resultado ser una excelente compañera esa noche.
avatar
Mensajes : 1849

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: stay away from things that aren't yours.

Mensaje por Hothouseflower el Sáb Mayo 06, 2017 2:59 pm


Al verla en la misma posición por varios minutos provoco que Christopher pensara que al final ella negaría la oferta inventando cualquier excusa. Y estaría bien. Él entendería el dilema (o por lo menos eso pensaba) por su parte se limitó a mirar hacia otro lado para darle la oportunidad de tener un poco de privacidad. Sin embargo su curiosidad le obligo a regresar su mirada a la silueta casi desnuda de Gigi lo que provoco que un breve y silencioso jadeo escapara de su boca. Hizo un gran esfuerzo por no mirarla con descaro o murmurar algún comentario en referencia a lo que estaba observando. A los catorce años Christopher había visto en vivo y en directo a la primera mujer desnuda, posterior a ello la lista de mujeres que una vez se cruzó en su vida era extensa incluso podía catalogarlas desde todo los detalles físicos hasta la edad. Y en ningún momento se sintió inexperto, inseguro pero esa ocasión las cosas resultaban complicadas. Algo decía que debía ir por ella pero su razón lo estaba frenando. Gigi lo estaba cautivando de una manera que ninguna otra mujer lo había logrado hasta ese momento, tal vez se trataba de toda esa aura de dulzura o timidez que la rodeaba. Ella era diferente al resto: una chica que recién comenzaba vivir la vida como ninguna.

Creo que estoy entendiendo todo— finalmente se animó proseguir con la conversación para tapar los espacios vacíos que ese momento estaba provocando— Era un plan ¿no es así? —se fue acercando a la tina hasta que finalmente se animó a deslizar un pie dentro seguido por el siguiente con cuidado, su cuerpo estaba teniendo el cuidado suficiente como para evitar algún accidente pero su mirada seguía en ella. — Ya sabes, este será el momento donde me digas que no tienes nada de ropa, o me des alguna prenda que resulte graciosa, como una camisa de flores o algo por el estilo— termino por acomodarse en la bañera y no pudo evitar reír en silencio— sin mencionar que planeas que termine con aroma a bebe y rosas. — Levanto una mano para apuntarle —Ahora ven aquí y arreglemos eso del frió— él sabía de antemano que la rubia se tomaría unos minutos para finalmente hacerle caso (si es que lo hacía) comenzaba a darse cuenta que le gustaba llevarle la contraria. Al cabo de un tiempo observo como la rubia finalmente se animó. El disfruto el momento cuando tuvo una mejor visión de su glorioso cuerpo esta vez no titubeo simplemente aprovecho en vagar su mirada desde sus largas piernas hasta la curva exquisita de su cadera. Jamás en su corta vida él moreno tuvo la necesidad de tocar o explorar el cuerpo de alguna mujer. Hasta ese momento. Una sonrisa amplia se dibujó por su rostro cuando la chica finalmente estuvo dentro de la tina pero antes de acomodarse obtuvo una fracción de segundos de la gloriosa vista de su trasero apenas cubierto con una braga de un color que lograba perderse con gran facilidad en su piel —¿Qué color es? —ni siquiera supo en que momento ese comentario escapo de su boca, pero lo hizo. Tal vez lo pensó en voz alta —Olvídalo.

Cuando la espalda de la joven rozo su pecho, él moreno fue consciente de como los músculos de los hombros y espalda de ella comenzaron a tensarse tanto que la mantenían en una posición demasiado recta e incómoda para cualquier persona que estuviera junto con otra persona dentro de una tina. Cual fueran los pensamientos que cruzaban en la mente de la rubia en ese momento le estaba obligando a no continuar —Gigi. Deja esos pensamientos fuera de tu cabeza, solo limítate a disfrutar el momento— dejo que la espalda de la rubia encontrara una posición cómoda cerca de su pecho. —Mucho mejor  la temperatura era agradable para el cuerpo, la tina resultaba ser del tamaño adecuado. Ambos se mantuvieron quietos y callados por un tiempo indefinido, el único sonido que se alcanzaba escuchar en todo el baño era el par de gotas del grifo caía dentro de la tina. Si ambos seguían de esa forma terminarían durmiendo, así que fue Chris quien decidió continuar. Acomodo sus manos sobre los hombros de la rubia, sus dedos no tardaron nada en comenzar oprimir aquella zona— Creo que hoy necesitamos algo más tranquilo —posiblemente pasar el día en cama no era una mala idea. A pesar que él no era un fan de esa actividad no le molestaba en lo absoluto hacer ese sacrificio solo para mantenerse más cerca de ella, sin embargo Christopher no tenía permitido eso mucho menos cuando se trataba de un sábado. Para esa hora el buzón de mensaje estaría abarrotado por invitación a fiesta con sus amigos, conocidos. Y la otra parte restante serían de su padre o hermanos, más específicamente de Jon su hermano mayor quien estaría más preocupado en localizarlo para darle advertencia de su comportamiento y reprocharle la ausencia en la cena familiar de la noche anterior. 
avatar
Mensajes : 1849

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: stay away from things that aren't yours.

Mensaje por uchiha el Jue Jun 22, 2017 8:07 pm


El ambiente la mantenía callada, creyendo que sus palabras solo arruinarían el momento. El silencio que había entre ambos no era incómodo, todo lo contrario, incluso podría hasta catalogarse como comprometedor. Lentamente sus ojos se fueron cerrando, dejando que sus músculos se relajaran al inocente tacto de sus manos. El latir de su corazón iba volviéndose más lento, más suave. Ya no se sentía insegura, nunca imaginó que ello pasaría, no encontrándose en la situación del momento. Su cuerpo estaba desvaneciéndose, el nerviosismo había desaparecido de sus sistemas y ahora lo único que podía sentir era paz y tranquilidad. Sus brazos, que se habían mantenido cruzados sobre su pecho, se fueron estirando, hasta apoyarse sobre las piernas del muchacho. Dejo que sus dedos presionaran con suavidad su piel, experimentando una sensación de curiosidad al sentir esa electricidad que le recorría del solo tocarle. ¿Qué era esa necesidad?, se preguntó curiosa. 

    Esa idea me agrada. Susurro. Apoyó su cabeza en su pecho, disfrutando de ese calor humano que le brindaba, en su mente no existía comodidad más gratificante.  El solo pensar que pasarían la tarde en silencio y disfrutando de la compañía del otro, le llenaba de emoción. Prefirió eliminar ese pensamiento de su mente. Él y ella, dos personas que no debían ser mencionadas en una misma frase. 

Se alentó a hacer algo arrebatado incluso aunque su mente intentase erradicar ese impulso, se alentó a comportarse como su instinto demandaba y así lo hizo. Tomó distancia de su pecho, dando un pequeño y ágil giro dentro de la tina sin causar un movimiento brusco en el agua, consiguiendo así encontrarse cara a cara con él. Estiró sus manos, buscando las suyas y no parando hasta encontrarlas. Las sujetó, entrelazando torpemente sus dedos y obligando a que su cuerpo se fuese acercando. Ella no se mantuvo en su lugar, avanzó de igual forma. — Quiero hacer esto... más íntimo. — Su voz se mantenía suave y pausada, como si estuviese evaluando cada palabra antes de expresarla. No quería que él pensará mal, solo deseaba hacer de ese momento, un recuerdo que la acompañará por mucho tiempo. Guió sus manos hasta su cintura, y así apegó un poco más sus cuerpos, apoyando ella ahora sus manos alrededor de su cuello. Fijó su mirada en la suya, y una pequeña sonrisa se dibujo entre sus labios. — Chris… gracias por ayudarme. — Agradeció. — Y por escucharme. — Aproximo su rostro al suyo. Sintió la respiración de él chocar contra su rostro, haciendo que un rubor se apoderará de sus pómulos. ¿Qué estaba haciendo? Quiso besarlo, más se mantuvo en esa misma posición. No iba a hacerlo. No necesitaba besarlo para sentir intimidad con él. Quizás para él, aquel momento no significaba mucho, pero para ella, la historia era diferente.

Una de sus manos se deslizó por su cuello, delineando suavemente su manzana de Adán, no deteniéndose ahí, continuando su camino por su marcada clavícula. Ocupando toda su atención en cómo su cuerpo era una obra de arte. Sentía un gran ardor en sus mejillas, y suponía que ahora se encontraba sonrojada, más eso no hizo que parará. Las yemas de sus dedos acariciaron su quijada, subiendo lentamente por su mentón hasta detenerse en sus labios. Dejo escapar por sus labios un silencioso jadeo. Volvió su mirada a la suya. El penetrante color de sus ojos, le hizo perder la orientación de tiempo y espacio. Se perdió en sus ellos. Su mano cayó al agua, como una pluma que cae desde el cielo. Algo le decía que debía irse y no volver a hablarle, y ese algo sonaba bastante como la voz de su hermana mayor, pero aún así no deseaba moverse. Quizás estaba cometiendo un grave error al abrirse tanto con Chris, pero no deseaba que fuese de otra manera. 

Un pensamiento, torpe e inocente, cruzó por su cabeza. Ni siquiera se tomó la molestia de prestarle atención y es que no merecía el tiempo. Quizás era momento de responder a la voz de su hermana que le hablaba, quizás era momento de qué se controlará. Un suspiró abandonó sus labios, pero rápidamente consiguió disimularlo con una sonrisa. — Deben estar preocupados por ti. — Sabía lo que sus palabras significarían. Ella no tenía por qué interferir en sus asuntos, pero tampoco quería que tuviera problemas por haber pasado la noche y parte del día ahí. Se levantó de la tina con sumo cuidado de hacerle daño y se aproximó hasta donde se encontraban un par de toallas para sujetar una y colocarla al rededor de su cuerpo. Acto seguido, estiró una hacía él. — Si deseas... puedes quedarte. — Su rostro se mantenía colorado. — Me gusta tu compañía. — Le dedico una sonrisa antes de volver a su habitación. 
avatar
Mensajes : 1842

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: stay away from things that aren't yours.

Mensaje por uchiha el Jue Jun 22, 2017 8:58 pm


La carrera había terminado de manera positiva y cómo era de esperarse, todos deseaban de disfrutar de un par de tragos antes de partir. Siempre habían festejado de la misma manera un triunfo. El rubio cenizo no pudo evitar el apoyar la idea. Error que más tarde lamentaría. Lo que no imaginó hasta el momento, es que la carrera haría que su sangre se calentará, y que Megan presente, no ayudaría a que su cuerpo se tranquilizará.

El sol, en el horizonte, empezaba a expandirse. La luz cayendo sobre su piel, careció de significado, por qué era otro calor el que comenzaba a expandirse por su cuerpo. La veía tan amenamente conversar con sus amigos, ella estaba tan encantada con ellos que no había notado la manera en que Liam se encontraba observándola. La necesitaba y todo su cuerpo lo delataba. Camino hasta llegar a su lado y posó ambas manos a los lados de su cintura, abrazándola, obligando a que su cuerpo se apegara al suyo. — Hueles tan bien que podría comerte ahora mismo. — Susurró junto a su oído. El aroma de Megan le robaba el aliento. La cercanía lo abrasaba y el deseo que sentía por poseerla se hacía cada vez más evidente. Adentró por entre las telas de su ropa, las yemas de sus dedos, disfrutando del roce de su piel contra la suya. Un acto que no significaba mucho, pero que a él comenzaba a volverlo loco.

Sabía que sus acciones habían atrapado su completa atención. La quería solo para él. Lo único que faltaba para hacer la noche perfecta, era su cuerpo y el suyo siendo uno. Tarea que era imposible de completar si los demás presentes mantenían a su mujer ocupada. Su mujer, dos palabras que solo causaron en él más revuelo. Deseaba hacerla suya, más de lo que había deseado ganar esa carrera. Justo cuando pensaba que no podía existir algo que anhelara más, aparecía Megan con su deleite de figura. — Nos vamos. — Esta vez hablo en voz alta, ignorando la rudeza con la que había emitido esas palabras. No iba a esperar más.
 


Caminaban hacía la camioneta, ella unos pasos más adelante que él. Provocándolo. Liam avanzó hasta llegar a su lado y la instó a que se diera vuelta para verla cara a cara. Se dejo embriagar por su mirada, nunca antes había sentido un sentimiento tan excitante como el que ella le brindaba. Su pecho golpeo contra el suyo y sus manos aferraron su rostro para que aquella distancia entre ambos desapareciera. Atacó sus labios, como león a su presa. Deslizó su lengua por entre sus labios, devorando cada centímetro del interior de su boca, disfrutando de ese sabor que ya antes había probado. Corroborando lo adicto que se había vuelto. Nunca había conocido una excitación semejante. Nunca había sentido esa atracción inhumana por una mujer. Nadie había logrado que se sintiera tan desesperado por un toque como en ese momento. Hizo presión sobre su cintura, atrayéndola más a su cuerpo. No quería ni el más mínimo espacio entre ambos, pero entonces sus pulmones demandaron por aire y tuvo que separarse de sus labios con pesar. Ver su mirada oscura de deseo, fue el detonante para que su cordura se perdiera. 

Alzó su cuerpo para depositar sus pies sobre los suyos, así caminando con ella hasta llegar a la camioneta. No necesito abrir la puerta, simplemente la acorraló contra esta. Empezó a subir lentamente su falda. Tomándose el tiempo para verla, para grabar cada facción que su rostro mostrará ante sus acciones. Era como una película, cada partícula de ella necesitaba ser recordada, necesitaba ser admirada. — Me encanta mirarte. — Susurró. Liam, ansioso por volver a devorarla una vez más, exploró la boca de Megan. Sintiendo como el deseo por ella solo aumentaba. Se dejo vencer por el deseo, aspirando su aroma mientras continuaba con su labor de alzarle la falda. Disfrutando de la suavidad de sus muslos, de esa calidez que se sentía entre sus piernas.

Imaginar que en algún momento otro la tuvo, solo consiguió que un sentimiento posesivo le invadiera. Ahora entendía por qué los animales eran capaces de matar a aquel intruso en su territorio. Si alguien se atreviera a ponerle alguna vez un dedo encima, Liam perdería los cojones. Quitó esos pensamientos de su cabeza, concentrándose en lo único que debía tener su atención ahora: ella. Gruñó sobre sus labios. Abandonó sus labios para besarle el cuello, para lamer y besar aquella zona, disfrutando del cómo su piel se erizaba ante su contacto. Deslizó sus dedos por entre sus piernas, disfrutando de ese calor y esa humedad que se encontraba en su intimidad, tocándola aún por encima de sus bragas.  Un escalofrío recorrió su espalda. ¿Cómo podía desear tanto a una mujer pero tomarse todo el tiempo del mundo para disfrutar de ella? Jamás hubiese pasado por su mente tal pensamiento. Su mano libre se aseguró de darle atención a la parte superior de su cuerpo. Desabotonó su blusa sin importarle si rompía o no los botones. Luego se disculparía, pero ahora solo quería seguir extasiándose de ella. 
avatar
Mensajes : 1842

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: stay away from things that aren't yours.

Mensaje por Hothouseflower el Lun Sep 04, 2017 2:08 am


avatar
Mensajes : 1849

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: stay away from things that aren't yours.

Mensaje por Hothouseflower el Lun Sep 04, 2017 3:22 am



Muy pronto el ambiente cambio (y lejos de resultar ser incomodo) aquella cercanía que inicio Gigi provoco que la confianza de ambos creciera. Chris por su parte se limitó en disfrutar las caricias que la rubia le estaba proporcionando, ya que lo estaba disfrutando más que cualquier otra cosa, no quiso anexar ningún comentario ya que temía que la confianza que estaba desbordando esa chica se esfumara apenas abriera la boca. Pero conforme los minutos transcurrían la cercanía comenzó a resultar ser un gran peligro. —Luego tendrás la oportunidad de agradecerme como se debe. Mientras tanto solo limítate a disfrutar el momento. —El semblante de la muchacha cambio drásticamente algo que no pasó desapercibido para Chris quien intento pensar si había hecho o dicho algo que hubiera ocasionado tal cosa. — ¿Qué sucede? —deslizo las yemas de sus dedos sobre la piel desnuda de sus hombros, el moreno se encargó de hacer un breve camino hasta su cuello.

— ¿Preocupados por mí? —un bufido salió de entre sus labios. Dudaba que su padre le extrañara por el simple placer de tener la compañía de su hijo, o el resto. Si su padre quería verle sería solo para darle una reprendida al igual que su hermana menor. —Dudo que mi padre si quiera note mi ausencia. —Finalmente se atrevió a confesar. Nadie absolutamente nadie fuera de su pequeña familia sabía cuándo complicado era tener un padre que se preocupaba más en hacer millones para que su nueva novia joven lograra despilfarrarlo a su merced. —En todo caso Jon solo me echa de menos porque tal vez desea regañarme y mis hermanas deben estar más preocupadas en conseguir los mejores bolsos de la temporada. —una risa amarga apareció sobre su boca. —Pero hoy es domingo así que deben estar preparando una cena digna de Woods. —se quedó callado cuando la vio salir de la tina, no tardó mucho en hacer lo mismo. Pero en lugar de ser recatado Chris tomo la toalla justo cuando simplemente se despojó del bóxer, la única prenda que traía consigo, pero respeto logro cubrirse con la toalla antes que la rubia tuviera un vistazo de su miembro. Una sonrisa de extremo a extremo. —Tengo miedo de dañar tu mente tan inocente. —murmuró entre dientes. —Pensé que podrías acompañarme a casa. Cuando dije mis hermanos preparan una cena me refiero que es un auténtico inferno para mí. Mi hermano esta todo el tiempo pegado a su móvil y mis hermanas no deja de hablar entre sí. —algunas veces Chris no comprendía del todo cuál era su lugar en su propia familia. —Luego si quieres podemos seguir avanzando en el proyecto. —alcanzo su pantalón justo cuando se dejó caer sobre el colchón para deslizarse dentro de la prenda. —Mejor dicho ponte algo bonito, pasare por ti a eso de las seis. —se puso de pie de un salto para terminar de subir la prenda y quitar la toalla. —No quiero un no. Además ¿Qué planes tienes? ¿Pizza y netflix? Nos vemos a la seis. —de camino a la puerta alcanzo su camiseta y paso a retirarse. Sabía que si permanecía un minuto más ahí con ella las cosas no terminarían bien para ella.

05:45 pm. Chris se encontraba apoyando sobre la pared que estaba frente al departamento de Gigi. No había pasado ni un minuto cuando dio un par de golpes sobre la puerta para indicarle a la rubia su repentina aparición. Su mirada estaba fija sobre la pantalla de su móvil una sonrisa torcida apareció en su boca cuando leía los comentarios de sus hermanas.
avatar
Mensajes : 1849

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: stay away from things that aren't yours.

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Página 6 de 6. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.