Últimos temas
» ethereal.
Hoy a las 6:25 am por lalisa

» « Don't look at me like that.
Hoy a las 5:27 am por joyfully

» ¿Hola? ^^
Hoy a las 5:22 am por goldensky

» I try to find reason to pull us apart.
Hoy a las 5:19 am por goldensky

» Honey, why it's so dark here?
Hoy a las 5:08 am por CatCatCat

» We define love the way we experienced it ♡
Hoy a las 5:03 am por CatCatCat

» Mi verdadero hogar está en tus brazos
Hoy a las 3:45 am por Arijp96

» ✽kokobop.
Hoy a las 2:43 am por hobi

» ;may we meet again ✿
Hoy a las 2:35 am por herondale

Afiliados del Foro
Afiliados hermanos 0/5
Directorios y Recursos
Afiliados Elite 0/44

We define love the way we experienced it ♡

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

We define love the way we experienced it ♡

Mensaje por CatCatCat el Miér Sep 06, 2017 2:56 pm

-EDITO-
avatar
Mensajes : 2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: We define love the way we experienced it ♡

Mensaje por lalisa el Mar Sep 12, 2017 5:22 pm

 
MILEY CYRUS:
 
Suspiré tirando la brocha en el plástico que estaba estaba extendido por todo el parqué, las extremidades me dolían tras largas horas, ¡tras dos días enteros! En los que lo único que veía al abrir los ojos eran las paredes desnudas, afligidas y descoloridas: también eran lo único que veía antes de irme a dormir. Froté las palmas de las manos manchadas con el color pastel, sobre el desgastado vestido y me apresuré a coger el móvil que no paraba de sonar desde la cocina atestada de cajas a medio vaciar, trastos varios y la ropa que había usado en esos días.— ¿Mamá? —El ruido que provenía desde su línea me hacía imposible escucharla con claridad, fruncí el ceño levemente.— Cariño, ¿cómo es ese pueblito? —Rodé los ojos, apoyándome el móvil entre el mentón y el hombro para así abrir un bote de zumo, y dar un largo trago.— Deberías haberte venido conmigo a Estambul, ¡no sabes lo que te estás perdiendo! —Apoyé la espalda contra la encimera de la cocina, y reí por lo bajo. Mi madre era una persona poco común: mientras mi padre se quedaba en casa, ella se dedicaba a recorrer cualquier parte del mundo que llamase su atención, y tras haber intentado arrastrarme con ella un infinidad de veces, me salí con la mía tras poder mudarme a un idílico pueblo a las afueras.— Aún no he salido de casa, pero parece que es bastante tranquilo... —Alcé una ceja al escuchar un ruido proveniente del salón, ¿qué demonios?— No me digas que te vas a encerrar, mira Miley, ¡yo no te críe que para que fueses una monja de clausura! —Me hubiese reído si ante mis ojos no hubiera encontrado una gran bola blanca en mitad del espacio, y noté horrorizada como sus patas habían hecho grandes estragos por las paredes que ya había terminado.— ¡Maldito bicho! —Grité, e ignoré las apabullantes preguntas que escuché proveniente de mi madre antes de lanzar el móvil a vete saber dónde. Mis piernas se deslizaron por el plástico tan rápido, que terminé tropezando con algo metálico que terminó derramándose, ¿y qué ocurrió? Que me había caído sobre todos los botes de pinturas abiertos, ¿y qué más ocurrió? Que el intruso felino se revolcó a mi lado, casi podía oírlo reírse de mí mientras lo hacía.— Ven aquí, joder. —Protesté, al intentar levantarme: pero lo único que conseguí fue restregar más el cuerpo contra el gran potingue de colores. Se podría decir que...recorrí cada instancia de la casa detrás del animal, oh, ¿era de verdad un simple animal? Porque parecía que podía leer mi mente pues se anticipaba a cada uno de mis movimientos, hasta que lo acorralé en una esquina de la cocina. La bestia no dejaba de amenazarme con sus grandes ojos, ¡y hasta me gruñía!— Te atrapé. —Estreché con fuerza mis brazos alrededor de su pomposo pelaje totalmente manchado, aunque me vi tentada de soltarlo cuando sus uñas se clavaron en la piel de mi brazo.— Te voy a... —Apreté los dientes, deseosa de acabar con él. Suspiré por cuarta vez. Había sido condescendiente con el bicho, y no me había visto capaz de soltarlo a su suerte en plena calle a la hora que era, por lo que me decidí por buscar a sus dueños. Suponía, o más bien, esperaba que no estuvieran muy lejos porque había perdido demasiado tiempo en la encarnizada lucha.— Entonces, ¿es esa casa? —Parecía que mis plegarías habían sido respondidas cuando la agradable señora Marie, me había indicado donde estaba el hogar de la gata.— Sí, ahí viven Francisco y Tyler, ella es Angel, ¿no es encantadora? —Arrugué la nariz, ¡no! Era todo menos eso, por favor.— Muchas gracias, me ha salvado la vida. —Sonreí agradecida. Estaba segura de que la había asustado cuando me acerqué repentinamente a ella, llena de pintura hasta el pelo, y forcejeando con el animal. Me alejé de ella rápidamente, aunque la escuché gritarme.— Ven cuando quieras a mi casa, me encantaría tomarme un té contigo. —Asentí girando parcialmente el rostro: acompañado de una sonrisa. La cual se desvaneció cuando tras tres toques en la puerta, un chico castaño y demasiado alto hizo acto de presencia.— Creo que esto es tuyo. —Protesté, estampado el animal con nada de delicadeza contra su cuerpo.— ¿Quién es? ¿Alguno de los chicos? —Detrás de él apareció otro chico alto, ¿acaso les habían sobrealimentado de pequeños?— ¡Angel! ¿Qué le has hecho? —Mis cejas se juntaron en el centro de mi frente.— ¿Angel? Demonio hubiera sido más acertado. Vuestro animal ha irrumpido en mi casa, ha destrozado tantas cosas como se le ha antojado, y oh, ha decidido tomarme como lienzo. —Señalé con mala cara la infinidad de arañazos que formaban una colección en mis brazos. Alcé una mano, interrumpiendo lo que el chico moreno fuese a decir. Estaba bastante cansada, y por ende eso conllevaba un gran mal humor.— Espero que la controléis mejor, no la quiero volver a ver por mi casa. Ah, ¿y quién diablos es Tyler? —Cuestioné, colocando las manos a ambos lados de mi cadera. El rubio se señaló.— Pues haber si empiezas a cuidar de tu chica. —Rodé los ojos, haciendo referencia a la única información que constaba en el collar que llevaba el demonio de ojos azules.
avatar
Mensajes : 12098

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: We define love the way we experienced it ♡

Mensaje por lalisa el Sáb Sep 16, 2017 12:36 pm

 
HARRY STYLES:
 
Reí discretamente cuando Sarah, la profesora de Historia, torpemente trato de impresionarme contándome los logros que había acumulado en su larga vida académica.— Me encantaría seguir hablando con usted, pero debo asistir a mi clase. —Siempre me había gustado llegar antes que la mayoría de los alumnos: así podía organizar todo mejor, sin prisas y sin errores a la hora de explicar la materia que tenía que dar en esa clase.— ¿Nos veremos a la hora del almuerzo? —Asentí, cogiendo el maletín que había dejado a un lado en la sala de profesores. La chica era nueva, el director nos había hablado bien sobre ella, en esta universidad era bastante difícil conseguir un hueco para impartir clases: se necesitaba tener un excepcional currículum, y caerle bien al misántropo director, que era reacio a despedir al más anejo profesorado, creyendo que los métodos antiguos eran más efectivos.— Buenos días, profesor. —Dos alumnas pasaron a mi lado portando una sonrisa coqueta, a la que respondí de igual modo.— Ya os he dicho que es Harry, no me quiero sentir tan viejo. —Les guiñé el ojo rápidamente, para continuar caminando. Las vacaciones acababan de concluir, y estaba seguro de que más de un alumno se habría quedado totalmente rezagado en el verano, ¿serían capaz de encontrar si quiera la ubicación de la clase? Lo dudaba. Entré en el aula de dimensiones gigantescas, encontrando que estaba vacía, como esperaba. Comencé a colocar cosas en el atril, cuando un par de alumnos entraron. Siempre me esforzaba en recordar a cada alumno, sus personalidades, apodos, si tenían algún problema...y supongo que eso había ayudado a que mis clases fueran una de las más populares.— ¿Qué tal las vacaciones, Harry? Sonreí ante Nathan, recordaba que el primer año sus notas eran de las peores, apenas atendía en clase, pero ahora era uno de los que más se esforzaba para alcanzar la matricula de honor.— Muy bien, aunque estoy seguro de que el tuyo fue mucho mejor. —Reí, sabiendo que era un gran fiestero. Detrás de ellos, empezó a llegar más gente, y fruncí el ceño cuando distinguí un rostro que en si, no me encajaba en la clase, pero lo recordaba. Sabía que algunas personas postulaban a mi clase. Traté de no perderla cuando las sillas comenzaron a llenarse.Harry, te has cortado el pelo. —Reí cuando Jess, que estaba en la primera fila me miró divertida, y tras ese comentario se sumaron otros más de la misma índole. — ¿Me queda bien? —Sonreí, apoyando los codos.— Sí, ya no pareces tan viejo. —Volví a reír, pero di unas cuantas palmadas para llamar la atención de todos.— Veo caras nuevas, ¿pueden presentarse? —Mis ojos la volvieron a ubicar, alcé una ceja. Su rostro era igual, aunque esa noche hubiese estado bajo los efectos de los cócteles que tomé, no había manera de que sus facciones se borraran de mis retinas. Pero todo quedó confirmado cuando de sus labios salió su nombre. Y por la forma en la que me miró, supe que ella también me había reconocido. Estiré las comisuras de mis labios en una sonrisa torcida. Estaba metido en un problema. || Me acerqué rápidamente a ella, parándola junto con sus amigos.— ¿Catherine...? —Pregunté dubitativo. Demonios. ¿Era posible que la persona que tenía delante de mí fuese aún más atractiva de lo que la recordaba? — ¿Tienes alguna hora libre, hoy? Quiero reunirme con los alumnos nuevos, para informarles sobre algunas cosas. —Pasé una mano por mi cabello. Era una mentira inocente, solamente quería hablar con ella. De vez en cuando había escuchado historias de profesores que se inmiscuían con sus alumnas, pero jamás creí que yo estaría en la piel de uno. Y estaba seguro de que en esa situación debería sentir una pizca de angustia, de remordimiento por haberme acostado con ella cuando era un referente académico para su persona, pero era todo lo contrario. ¿Acaso no tenía moral?— Entonces, te veo después. Que tengan un buen día. —Les guiñé un ojo, o más bien se lo guiñé a ella de la manera más sutil posible.

avatar
Mensajes : 12098

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: We define love the way we experienced it ♡

Mensaje por CatCatCat Hoy a las 2:29 am

CATHERINE GALLAGHER;

Quería cavar un agujero en el suelo y esconderme allí hasta que todo terminara, y por todo me refería específicamente a la hora y media de clase que solo recién comenzaba. Me había intentado mezclar entre la gente y sentarme en algún lugar donde fuera imposible que él se sentara a mi lado pero seguía de pie. —¿Por qué el de rizos no se sienta? —le pregunté a mi amiga como si ella tuviese la respuesta a todo, mi voz sonó lo suficiente molesta como para ganarme una mirada curiosa de su parte. —¿Por qué se se sentaría si él da la clase? —y fue así como dejé que me frente cayera sobre la mesa, estaba jodida. No cabía en mi cabeza como era posible que él estuviera aquí y peor aún, que sea mi maldito profesor. —¿No es un poco joven? —ladeé mi cabeza para mirar a Janni. Ella sonrió. —Por eso todas se pelean por estar en sus clases. —Junto a Janni habíamos acordado tomar una clase electiva fuera de nuestro plan de estudio aprovechando que cada vez era menor nuestra carga académica mientras más nos acercábamos a la graduación. Fue ella quien propuso tomar Literatura, específicamente con este profesor, no lo había dado importancia y me apunté sin más. Janni estaba al tanto de lo que había sucedido en el verano pero nunca llegué a mencionar quien era el chico, ni mucho menos su nombre y lo que mi amiga ignoraba era que el mismo chico con el que me acosté una noche de verano estaba preparándose para comenzar la clase. —Necesito salir de aquí. —inesperadamente comencé a sentir pánico. —¿Qué? —Janni frunció el ceño, confundida. —Él es el chico del verano. —confesé procurando de que solo ella escuchara. Gracias a dios -o a Harry, realmente- mi amiga no pudo reaccionar como ella hubiese querido a esa información porque Harry llamaba la atención de todo para comenzar. 

Había estado debatiendo si debía venir o no, le había dicho a Harry que sí tenía una hora libre pero ahora que me encontraba fuera del edificio donde se encontraba su oficina comenzaba a dudar. Claro que tuve que preguntar donde estaba su oficina primero que todo. Después de todo entré y subí las escaleras hasta encontrar la puerta correcta, no sabía que esperar ni pensar al respecto y ya era algo tarde para echarme atrás. Golpeé la puerta que tenía la pequeña placa con su nombre, desde el interior su voz me dijo que entrara. —Soy yo. —dije asomando la cabeza, Harry estaba estado en el sillón con unos papeles en la mano que dejó sobre la mesa de café al verme. Le di una rápida mirada al lugar, no estaba desordenado pero los libros se habían apoderado de todos los rincones de la oficina, tenía un escritorio pero parecía no usarlo muy seguido por la cantidad de cosas que tenía sobre el. —Entonces... ¿Eres algún especie de super dotado o las cremas anti-edad realmente funcionaron en ti? —le di una mirada sonriéndole. Aquella noche no habíamos hablado mucho sobre nosotros mismos sobre todo porque ninguno pensó que nos volveríamos a ver, pero aquí estamos. Era imposible que Harry fuese diez años mayor que yo y ser profesor aquí no era fácil, no tenía mucho sentido a menos que sea alguien brillante. ¿Qué podía decir? Styles era mucho más que una cara bonita y un dios en la cama. —Sé que inventaste esta reunión, no sabes mentir bien. —simplemente suelto como si nada y comienzo a caminar por el lugar examinando los libros. Es en situaciones como estas que me puedo aprovechar de mis estudios en Criminalistica. No sé nada de Harry, ni siquiera sé si tiene algún pasado haciendo de las suyas con estudiantes pero estaba muy equivocado si creía que yo sería una de ellas pero quería pensar mejor de él, después de todo me conoció sin saber que luego tendría que darme clases. Tomo el ejemplar de Lolita examinándolo, hay algunos pasajes subrayados. —No entré a tu clase por alguna razón en especial más allá de mi gusto por los libros, no sabía siquiera que dabas clases. —dejé el libro en su lugar y lo miré, era posible que creyera que estaba aquí persiguiéndolo o algo. Me senté en el sillón frente a él, por algún motivo me sentía bastante cómoda en su presencia. —Tampoco busco entorpecer tu trabajo. Bueno, al menos que intentes reprobarme. —bromeé sonriendo ampliamente. Nunca en mi vida me he tomado las cosas con demasiada seriedad, de alguna forma u otra terminaba saliéndome de la formalidad que envuelve cualquier situación, y sería adecuado decir que ya no quedaba mucha entre Harry y yo. —Profesor Styles o Señor Styles. ¿Cuál prefieres? Yo voto por profesor. 
avatar
Mensajes : 2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: We define love the way we experienced it ♡

Mensaje por CatCatCat Hoy a las 5:03 am

FRANCISCO LACHOWSKI

Abrí la puerta principal y la gata que había estado acurrucada a un costado de mi amigo mientras él jugaba xBox se levantó y literalmente saltó a mis brazos, la acaricié un poco pero la tuve que volver a dejar en el suelo para ir por las bolsas al auto. Todavía no terminaba de traer las últimas bolsas a la cocina cuando Tyler ya se encontraba colocando las cervezas en el refrigerador para que estuvieran heladas a la hora de beberlas: prioridades. Cerré la puerta y miré la sala, el plan había sido que nos despertaríamos temprano para ordenar la casa y luego ir a comprar pero ninguno de los dos se levantó a la hora acordada así que mientras Tyler ordenaba y limpiaba yo fui a la tienda, debía admitir que hizo un buen trabajo. —Tal vez podríamos invitar a la chica que se mudó al piso que estaba vació. —me senté en el sillón y de inmediato Angel me maulló para que la acariciara, alguien me había extrañado mientras estaba en la tienda. —¿Cómo sabes que es una chica? Nadie conoce a la persona que vive allí todavía. —no había pasado mucho tiempo pero era algo raro, poco común no saber nada de alguien que se acaba de mudar, sobre todo porque el lugar donde vivimos todo el mundo conoce a todos, es una buena comunidad y nunca nadie se queja cuando hacemos fiestas porque todas las señoras nos adoran. —La vi cuando se mudó. Parecía agradable el segundo que la vi de espaldas. —se encogió de hombros pero tan rápido como vino la idea a su cabeza, también desapareció. No es que no quisiera invitarla, en realidad me daba igual pero me parecía algo curioso que alguien no tuviese interés en conocer a sus vecinos y si no ha querido en todo este tiempo dudaba que ahora mágicamente quisiera pasar el rato. Recuerdo que cuando Tyler y yo nos mudamos, primero que todo, hicimos un escándalo en el vecindario porque creía que éramos una fraternidad o algo parecido ya que los chicos vinieron a ayudarnos. Luego cuando se dieron cuenta que solo éramos dos chicos y una gata todos parecían más contentos, las señoras nos llenaron con distinto horneados por más de una semana, por cierto todo estaban increíbles. 

Abrí la puerta esperando encontrarme con alguno de los chicos pero me llevé una sorpresa al encontrarme con una chica. Pero no cualquier chica: una chica cubierta de pintura. Y no solo eso, tenía a Angel en los brazos. O al menos eso intentaba pues al verme me entregó a la gata rápidamente, esta también estaba cubierta de la misma pintura. Genial, ahora sería un martirio quitarle las manchas. Pero miré a la chica con mayor detalle, no parecía nada contenta y temía un poco en preguntar que sucedió. Tyler se asomó y me ahorró la pregunta. Fruncí el ceño mirando su brazo, estaba a punto de decir algo pero ella me detuvo. Creo que ese último comentario terminó por insultar a Tyler. A él le podías decir o hacer todo tipo de cosas horribles pero no es un tipo vengativo ni guarda rencores a menos que le digas o hagas algo a Angel. —¿Quién demonios eres? Angel recibe los mejores de los cuidado. Tal vez tú has sido quien la provocó y ahora te vienes a quejar aquí... —y antes de que todo se saliera aún más de control decidí por intervenir, Tyler estaba listo a pelear a muerte por Angel. —Ya fue suficiente. —Angel por su parte se había acomodado en mis brazos y miraba a la chica con cierto recelo. —Ty, mejor ve a limpiar a Angel antes de que la pintura se seque. —le entregué la gata y él con la misma mirada de ella miró a la chica. —Discúlpalo, es bastante protector con Angel. —me crucé de brazos y sonreí de lado al mismo tiempo que me percataba de algo. —Tú debes ser la chica nueva. Soy Francisco. —me presenté con la esperanza de comenzar de nuevo con el pie derecho. En eso un auto se estaciona en frente de la casa y de él se baja Will, Chris y George. Como era de esperarse los ojos de ellos van directo a Miley, desde ya podía ver los signos de preguntas en sus miradas. —¿Esta belleza se nos une? —cerré los ojos sufriendo internamente por lo espantosamente chiche que es Will. —Chicos, ella es nuestra vecina, ha tenido un problema con Angel. Ellos son Will, Chris y George. —se los presento a Miley por mera educación, no estoy seguro de que ella esté interesada en socializar con nosotros. —¿Dónde está la Chica? —George miraba por el lugar, me hice a un lado para que entraran a la casa. —Tyler la está limpiando arriba. —y así fue como todos subieron las escaleras para ver qué sucedía. —Todos adoran a Angel, me parece extraño que contigo sea así. Si quieres puedes quedarte, nos juntaremos con unos cuantos amigos. —ofrecí ladeando mi cabeza hacia un lado, apoyándome en el marco de la puerta.

<3:
Babe, espero que te haya gustado. No estaba segura de como querías la personalidad de Fran, me dices si quieres que la cambie.
avatar
Mensajes : 2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: We define love the way we experienced it ♡

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.