Últimos temas
» ¡Son vacaciones!
Hoy a las 11:25 am por blvssm

» ¿rol?
Hoy a las 11:22 am por blvssm

» ¿Rol?
Hoy a las 10:55 am por Libertadsalvatorehale

» o sole mio
Hoy a las 9:42 am por serendipity

» 恋してる ♡
Hoy a las 9:14 am por lalisa

» ¿roleamos? ♡
Hoy a las 8:46 am por serendipity

» when there's no light to break up the dark, i look at you ღ
Hoy a las 8:32 am por uchiha

» There's no place I'd rather be than right beside you.
Hoy a las 7:36 am por silverqueen

» the flower that blooms on adversity,
Hoy a las 7:33 am por hobi

Afiliados del Foro
Afiliados hermanos 0/5
Directorios y Recursos
Afiliados Elite 0/44

—I don't need anyone if I have you.

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

—I don't need anyone if I have you.

Mensaje por Cinnty el Mar Dic 05, 2017 6:59 pm

In a labyrinth, and the only thing I feel is you,
imperfection, lonely passion,
face to face, tell me, do you feel it too?


It has paralyzed me and I think I like it
you have me surprised, and normally I'm not like that,
you have me paralyzed, I think I can not help it.
Why does it feel so good?




privado.
Mensajes : 2202

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: —I don't need anyone if I have you.

Mensaje por CatCatCat el Mar Dic 05, 2017 10:07 pm

ZAYN MALIK

Miré el local con sus luces de neon iluminando a las varias personas que estaban afuera de este, algunos fumando y otros solamente allí como si estuvieran esperando algo. Lo odiaba, nunca había sido el tipo de personas que esperaba a que las cosas sucedieran por si solas, no era paciente y debía ir y conseguirlo yo mismo sino no estaría tranquilo jamás. Por eso estaba aquí, ya era la tercera vez seguida que venía cuando alguna banda se presentaba, no eran todas las noches pero aquí estaba. No vivía en Camden pero tampoco al otro extremo de Londres como para que fuera un gran martirio venir. —¿Piensas quedarte aquí afuera toda la noche o qué? —Joe me llamaba, burlándose de mi y mi ya consumido cigarro que todavía colgaba de mis dedos. Le di una mirada y lancé la colilla al suelo para seguirlo hasta el interior del local. Estaba repleto pero los chicos de alguna manera habían conseguido tomar una de las mesas del fondo. Por lo que nos habíamos enterado la banda que hoy se presentaría no era la primera vez que lo hacía y al parecer ya estaban en conversaciones con un sello independiente que se encontraba interesados en firmarlos. No estaba seguro qué era pero era un hecho que cualquiera que pudiera subir a ese escenario tenía una mayor oportunidad para hacer de la música su vida. Y joder, yo moría por vivir tocando de escenario en escenario. Siendo sincero y lo más objetivo que mi ego me permite ser, creo que con los chicos tenemos lo que se tiene para presentarnos aquí pero me estaba comenzando a frustrar que aún nadie se nos hubiera acercado para ofrecernos tocar. Lo único que sabía era que alguien debía extender una invitación, no era como si un viniera y pidiera tocar, si fuera así de fácil lo hubiese hecho hace tiempo pero aquí seguía. Incluso teníamos varios seguidores que les gustaba nuestra música, excluyendo a esas chicas que se colgaban a nuestros cuellos solo para luego ir diciendo que se tiraron a un músico, ¿y quién era yo para negarles tal placer? Sí, no negaría nunca que me gusta la atención que recibo. Con una cerveza miramos la presentación, eran bastante buenos. […] Tres horas más tarde y algo de lápiz labial esparcido por el costado de mi labio por fin había obtenido información valiosa. Había estado gran parte de este tiempo hablando con una de las chicas que trabajaba aquí, con un par de preguntas supe que ella debía saber algo sobre como funcionaba todo esto. Claro que no fue fácil sacarle esa información, soy un hombre sacrificado. Nótese el sarcasmo. —Ya hice parte de mi trabajo, ahora necesito que hagan el suyo. —solté volviendo a la mesa donde los chicos estaba compartiendo unas cervezas. —Siempre haciendo el trabajo sucio. —escuché como Louis murmuraba divertido pero lo ignoré. Cogí el servilletero plateado para usarlo como espejo y con una servilleta comencé a quitar los restos de lápiz labial. —Hay alguien que se llama Kylie y ella es nuestro pase a estar en ese jodido escenario. Búsquenla. —les pedí tomando la cerveza más cercana a mi y bebiendo todo su contenido. Todos queríamos lo mismo así que hasta allí quedaron las bromas y cada uno se levantó y fue en distintas direcciones para comenzar a preguntar si alguien conocía a esta chica. Yo por mientras me senté en la mesa tratando de idear algún plan de como conseguiría convencerla para que nos dejara tocar. Según lo que me había dicho esta chica que me traspasó todo su lápiz labial era que esa tal Kylie tenía mucha influencia en la toma de desiciones y no solo en las bandas sino que en el local completo y que sería mucho más probable encontrarla a ella que al dueño. Supuse que sería una mujer en sus treinta años, si tenía suerte, realmente no sabía que le diría. Una posibilidad es que le gusten menores. —Bingo. —fue lo único que me dijo Louis arrastrando con él hasta una de las esquinas del local, a un costado del escenario y cerca de la entrada para el personal autorizado. —Kylie Jenner. La morena. —señaló con discreción mi amigo a una guapa morena que no parecía estar pasando el mejor momento de su vida, noté como hablaba con uno de los sonidistas sin mucho ánimo, tenía una botella de agua en su mano. También me percaté que debía ser de mi edad. —Perfecto. —sonreí victorioso palmando el hombro de Louis. —No creo que sea muy buena idea, hermano. Puede que nos consigas estar vetados para siempre. —él sabía bien lo que estaba en mi cabeza, rodé los ojos en su dirección. —Te preocupas mucho. Luego me estarás agradeciendo. Créeme. —dije antes de caminar hacia ella una vez que el sonidista había seguido con su trabajo y ella quedó sola. —No pareces estar divirtiéndote. Déjame invitarte un trago y verás que puedo animar tu noche. —le di una de esas sonrisas que sabía que nunca me fallaban. La luces estaban bajas pero aún así pude notar como sus ojos brillaban de una manera que no había visto jamás. A pesar de mis verdaderas intenciones, ella era jodidamente guapa, no sería un gran sacrificio ni nada por el estilo. Si era sincero, si la hubiese visto un día cualquier en un club no hubiese dudado en acercarme. —Son Zayn, por cierto. —me presenté, bebiendo un sorbo de mi cerveza.
avatar
Mensajes : 2190

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: —I don't need anyone if I have you.

Mensaje por CatCatCat el Mar Dic 05, 2017 11:14 pm

JOSEPHINE WOOD

—Los ensayos los estaré recibiendo en mi oficina. Tienen plazo hasta el vienes de la próxima semana. —informé, apoyándome en el borde del escritorio en medio del aula mirando a mis alumnos. Dar clases era algo que me encantaba, no creo poder estar completamente feliz en otro trabajo que no sea la docencia. Tengo que admitir que en un comienzo no estaba muy segura si debía aceptar la oferta que mi padre me ofrecía luego de que le dije la triste noticia que me estaba quedando desempleada, al parecer algunos ya no parecía importarles demasiado ser educados en la historia de las finas artes. Mi padre es el director de la mejor universidad de todo el estado, estaba en una posesión de bastante poder y no quería que lo usara solo para hacerme un pequeño espacio en la universidad y así no quedar sin trabajo. Pero siendo honesta toda mi familia gozaba de cierto poder y reconocimiento, muchos creían que mi apellido me traía ciertos privilegios con solo decirlo y tal vez sea así pero para mi era casi una carga en los hombros que no quería tener. No era nada en contra mi familia, tengo muy buena relación con mis padres y mis hermanos pero a ellos les gustaba vivir con cierto reflector en ellos, yo prefería no llamar la atención. Con mis hermanos siempre bromeábamos que muy pocos sabían que el matrimonio Greenwood tenía una cuarta hija, más que estar resentidos porque use otro apellido era casi un chiste interno en la familia. Creo que lo único que me convenció para tomar finalmente la oferta de mi padre fue que me dijo que mi curriculum tuvo que ser aceptado por el consejo y que finalmente ellos fueron los que decidieron contratarme, bueno, y que de verdad se necesitaba llenar una vacante. Estaba casi segura que solo los grandes mandos de la universidad estaban al tanto mi calidad de hija del director, sobre todo porque no me permitieron poner Wood de apellido sino que el verdadero. Pero para mis colegas era simplemente Josephine Wood, una chica que parecía ser un tanto joven como para estar dando clases en una universidad tan prestigiosa, sobre todo por lo difícil que es pasar la aprobación del consejo. —¿Dónde está su oficina? —preguntó una de las chicas alzando su mano, antes de que pudiera darle las indicaciones otra chica se apresuró a hablar. —Es la que está en frente de la de Harry. —dijo con una sonrisa coqueta, su mención de Harry hizo que comenzara a hablar entre ellas. Los chicos parecían ya estar acostumbrados y aburridos a ello. —Sí, mi oficina está en frente de la del decano, el profesor Styles. —recalqué esto último sin poder evitar rodar los ojos un poco ganándome algunas risas masculinas, recordándole a las chicas que no estaban hablando de alguno de sus compañeros sino que de un profesor y no cualquiera, del decano de la facultad de humanidades. —Esperaré hasta las cuatro de la tarde, no tengo intenciones de quedarme hasta tarde un viernes. —reí, tenía una buena relación con mis alumnos, había cierta confianza. —Nos vemos la próxima clase. —me despedí de ellos comenzando a juntar mis cosas para volver a mi oficina, no tenía más clases por hoy pero tenía trabajo que hacer. Estaba saliendo del edificio donde había estado haciendo clases cuando veo con Harry se acerca, también caminando al otro edificio donde se encontraban las oficinas de la facultad de humanidades, así que lo espero. Harry Styles es el decano e inmediatamente comprendí que tenía cierta reputación incluso Sarah, profesora de psicología y alguien con quien tenía una buena amistad, me dijo que tuviera cuidado con él. Lo encontraba algo ridículo, si Harry había llegado a ser decano era por algo y acostarse con estudiantes no era una de esas razones. —¿Sabes? Es difícil hacer clases cuando mis estudiantes con la más mínima referencia a ti se distraen por completo. —y procedí a comentarle sobre el incidente que acababa de ocurrir. Por su puesto que él se rió, yo también lo hice pues en realidad era gracioso. —Lo peor es que creo que ellas no tienen clases contigo. —ingresamos al edificio donde se encontraban las oficinas, saludamos a la secretaria pero ella me detuvo. —Querida un tal Jonathan llamó preguntando por ti. No quiso darme su apellido, dijo que tú sabrías quien es él. —Theresa es una señora ya en sus cincuenta que ha trabajado casi toda su vida aquí y le encanta hacerlo, desde que llegué siempre me ha tratado con mucho cariño pues dice que le recuerdo a una sobrina. Mordí mi labio aguantando la risa, lo iba a matar. —¿No dijo qué quería? —Theresa buscó uno de los miles de papeles que tenía en su escritorio hasta que encontró una pequeña nota adhesiva. —Algo sobre una cena. —dijo ella confundida. Sacudí la cabeza y le agradecí para continuar caminando con Harry hasta nuestras oficinas. Era ridículo que Jonathan llamara a mi trabajo para saber sobre la cena del fin de semana en la casa de nuestros padres cuando podría haber dejado un mensaje en mi teléfono. Pero lo que es aún peor es que se haya negado a dar su apellido. Jonathan es el tercer hermano Greenwood y ha sido reconocido varios veces por su trabajo en el área de astrofísica. Claramente no es muy brillante a la hora de contactar a su hermana menor.

<3:
Espero que esté bien, ya sabes que no soy la mejor comenzando. Si quieres que cambie algo solo dime ñ.ñ
avatar
Mensajes : 2190

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: —I don't need anyone if I have you.

Mensaje por Cinnty el Miér Dic 06, 2017 1:19 pm


—HARRY STYLES.
Enarque una ceja mientras que en mi mente seguía repasando lo que Theresa estaba diciendo sobre aquel extraño llamado Jonathan. No me había enterado o nuestra nueva profesora tenia una pareja de la cual nadie quería saber. Me era llamativo que nadie hubiera hablado de eso. Negué con la cabeza, olvidándome por un segundo antes de posar una sonrisa en mis labios—. Al parecer tienes citas. —mencioné levantando las cejas mientras que ladeaba la cabeza para encontrarme con la mujer a mi lado y es que joder, dios sabía que era una de las mujeres más hermosas que había visto. Ella tenía esa mirada dulce y divertida, no le molestaba nada. Creo que me sentía completamente atraído a ella pero aunque estuve estos días mandandole algún tipo de coqueteo para que me lo siguiera, al parecer no se daba cuenta. Me atraía mucho más—. Lastima que no sean conmigo. —le guiñe un ojo, observando como su rostro poco a poco comenzaba a colocarse un rubor en sus pómulos. Deje que una de mis manos fuera hacia mi cabello para ordenar este, hace unas semanas lo había cortado y ahora lo traía más practico, me gustaba. Al final, nos terminamos deteniendo en la puerta de nuestras oficinas, ahora no era horario de clase si no más bien de consulta para los estudiantes. Reí internamente recordando como es que Josephine se había sorprendido de la cantidad de alumnas que había afuera el primer día que estuvo aquí y claramente venían porque "no entendían" las cosas que yo explicaba. Tonterías, ellas mismas sabían los rumores de que algunas veces terminaba acostándome con unas alumnas pero era muy discreto en ese tema, nunca se sabían quienes eran pero de que lo intentaban otras, lo hacian—. Necesitaría las notas que has puesto para el trabajo que les has mandado, quiero saber que tal les fue. —dije mientras dejaba que mi mirada se posara en su rostro, no quería parecer un psicópata pero me gustaba admirar la belleza de las mujeres y Josephine era alguien a quien podría pasar mirando horas—. Te espero en mi oficina. —le sonreí antes de darme media vuelta y entrar en esta, había dejado la puerta abierta para ver como la castaña clara comenzaba a caminar hacia su oficina al frente de la mía, no tardaría mucho en volver a estar en un mismo ambiente conmigo. Me senté en mi silla antes de juntar mis manos, sabía jodidamente que tenia papeles que hacer para dentro de unas horas pero mi mente estaba acaparada por la señorita Wood, era increíble porque yo no me había puesto de esta manera antes con nadie más y me conocía, quería tener un acercamiento con ella más allá de lo amistoso que estábamos siendo ahora. Claro que sabia también que algunos de nuestros colegas tenían puesto el ojo sobre ella, sobre todo las mujeres quien ya les habían advertido de como era. Negué con la cabeza mientras que sacaba mi celular y lo dejaba encima de mi escritorio, no tenia muchos mensajes puesto que no era de pasar mi numero ni siquiera a mis conquistas. Levante la vista cuando escuché como alguien se adentraba en la oficina y sonreí al verla de nuevo—. Bien, espero que no tengas muchos alumnos más tarde. —dije observando los papeles que la castaña me paso antes de decirle que se siente. Pude ver como sus piernas se cruzaban y mentiría si dijera que no había pasado nada por mi cabeza. Sentí como una corriente eléctrica recorrió mi cuerpo cuando un pensamiento paso por mi cabeza, tenerla sobre mi seria algo de en sueño, uno que podría cumplir pronto si es que la preciosa mujer frente a mi me dejaba. Trague un poco de saliva antes de llevar mi mano hacia el teléfono para llamar a Theresa—. Voy a estar ocupado haciendo unas cosas, si es que hay alguien que me busca, diles que tendrá que ser mañana. —mencioné, llevando mi mirada nuevamente hacia ella y sonreí con aquellas sonrisas que le gustaban a la mayoría. Después de escuchar una breve respuesta de su parte, colgué y me acerque más a mi escritorio con la silla—. No se si te guste pero he estado pensando en algo, Josephine. —dije para llamar su atención y cuando la tuve completamente, me acomode mejor en mi silla, aún observándola. Joder, era preciosa—. Me gustaría invitarte a salir hoy en la noche, puede ser a comer o a tomar una copa. —enarque una de mis cejas, observando que no se esperaba nada de eso pero en mi cabeza ya estaba planteado el hecho de intentar algo con la castaña clara. No podía no hacerlo, sería un idiota—. ¿Que dices? ¿Aceptas? —estaba consciente de que podría decir que no por todo lo que le hablan de mi pero en realidad, quería que aceptará, quería tener más tiempo con ella. No lo entendía pero Josephine me llamaba mucho la atención y no me importaba mucho lo que había pasado con ese tal Jonathan, si tenia la oportunidad, la aprovecharía.
Mensajes : 2202

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: —I don't need anyone if I have you.

Mensaje por Cinnty el Miér Dic 06, 2017 2:26 pm


—KYLIE JENNER.
Ladee mi cabeza para encontrarme con un chico pelinegro no muy lejos de donde me encontraba. Sonreí de lado, aunque bien, sabía que esto podía significar dos cosas, o él en verdad estaba interesado en mi o en realidad solo estaba así porque quería que le haga el favor con Ethan y con alguna presentación. Deje que mi mirada recorriera al chico que aún se encontraba sonriendo de aquella manera, como si pudiera comerse al mundo solo así y al final, me termine dando cuenta de que era parte de los segundos, los que se me acercaban porque creían que siendo coquetos conmigo conseguirían que yo decida ponerlos en la grilla algún día de esta semana. No era tan fácil—. Kylie. —mencioné, enarcando una de mis cejas mientras que me daba media vuelta hacia su cuerpo—. Creo que no te conozco o bueno, no he oído hablar de ti. —dije mirándole antes de observar a nuestro alrededor, por el sector en que estábamos aún podía escucharse la música del DJ aunque no faltaba mucho para que la banda de Nathan se presentara hoy—. En realidad me divierto pero es mi trabajo, tengo que hacer que esto funcioné bien hoy, viene un representante de un sello discográfico por mi recomendación a ver la banda. —dije encogiéndome de hombros y pude ver como sus ojos se abrían un poco, al parecer no esperaba esa respuesta pero siempre lo hacia para ver que tipo de persona era, porque me buscaba en realidad—. Asi que, lo siento Zayn. —mencioné, acercándome al chico y fije mi mirada en sus ojos, con una sonrisa divertida en mis labios. Pude sentir como algunas personas nos miraban, aunque trataban de no ser tan notorios. Que tontería —. Si esto era una parte de su plan para que le de algún lugar esta semana, no estoy interesada en eso. —mencioné, detallando su rostro atentamente. Joder, no podía no admitir que el chico era bastante caliente y que de alguna manera me sentía atraída pero Ethan me había dado este puesto porque veía que yo lo hacia bien, quería mucho a mi mejor amigo y no iba a arruinar todo el trabajo que habíamos hecho estos años por alguien que me atraía—. No es la primera vez que lo intentan y tampoco será la ultima, seguro que algunas de las chicas ha caído por ustedes. No las culpo pero estoy trabajando, así que, agradecería que no me molestaras. —mordí un poco mi labio antes de darme media vuelta, comenzando a caminar hacia el área que era solo para personal autorizado, en la parte de la barra, donde estaban atendiendo a los clientes. En cierta forma, comprendía que las personas vinieran a intentar algo para que me llamaran la atención porque bueno, era quien organizaba todo y también me encargaba de hacer que todos brillaran ya que era un lugar donde se buscaban nuevos talentos. Todos querían triunfar de alguna manera y el pelinegro me pareció de esas personas que toman riesgo para tener lo que quieren, solo que las cosas no se hacen de ese modo, no en mi caso—. Kylie, recién vino Ethan, te ha estado buscando. —me dijo Karlie, quien se encontraba con unos vasos en sus manos antes de que yo asintiera para colocarme en medio de la barra, sacando una nueva botella de agua de una de las heladeras. Cuando quise darme vuelta, me di cuenta de que Zayn se encontraba frente a mi, pensé que con eso que le dije me iba a dejar de molestar. Sonreí, negando con la cabeza, acercándome—. No creí que me seguirías despues de eso. —dije un poco alto para que me escuchará, colocando mis manos encima de la barra mientras que le veía fijamente. Ahora había una persona a su lado, un castaño de ojos claros, que seguramente seria alguien de su banda o algún amigo. Observe la mueca divertida en sus labios y negué, acercándome nuevamente a la heladera para sacar dos cervezas. Rápidamente se las abrí antes de extenderselas—. Se las invito. —dije divertida, en realidad no me importaba mucho si las tomaban o no, tenia cosas más interesantes en que pensar—. Gracias.—escuché por parte del castaño, el amigo del pelinegro antes de escuchar mi nombre a lo lejos, Ethan venia hacia donde estaba yo, también por dentro de la barra—. ¿Ligando en horario de trabajo, Jenner? —reí ante el comentario del rubio, golpeando su brazo con una de mis manos, divertida. Siempre hacia lo mismo, como si estuviera esperando a que yo en verdad tuviera alguna pareja para molestarme—. Claro que no, Brooks. —dije volviendo a tomar la botella de agua y prestandole atención a mi mejor amigo, seguramente tenia algo importante que comentarme sobre la presentación.
<3:
No, te ha quedado muy bien, me ha encantado <3 No te preocupes por eso, también espero que mis partes estén bien, si hay algo mal, me dices para que lo cambie jaja Amo esa foto de Harry, así que tenia que ponerla Cool En fin,
¿Cómo estás hoy, cielo? ¿Qué tal tú día?
Mensajes : 2202

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: —I don't need anyone if I have you.

Mensaje por CatCatCat el Miér Dic 06, 2017 4:42 pm

ZAYN MALIK

Esta chica, Kylie, terminó siendo mucho más de lo que me esperaba. Bueno, en realidad no sabía bien que esperar cuando me acerqué a ella con una de mis mejores sonrisas pero de lo que estaba seguro era que no fui decepcionado, todo lo contrario. Creo que cualquiera luego de sus palabras hubiese retrocedido y aceptado que no había funcionado, claro que ella ya tenía experiencia con chicos que intentaban hacer lo mismo que yo pero no me rendía tan fácilmente, menos cuando ahora mi interés solo había aumentado. Chasqueé mi lengua y la miré alejarse, mi sonrisa no desapareció en ningún momento. —No quiero decirlo pero… —comenzó mi amigo una vez que se acercó a mi, parecía mucho más divertido al ver como fracasaba que preocupado porque no había aumentado nuestras posibilidades para tocar aquí. —Estoy recién comenzando. —aseguré, codeándolo aún con la mirada fija en la morena.  En cuanto noté que estaba al otro lado de la barra no perdí un segundo más y caminé hasta la barra, sintiendo como Louis me seguía, probablemente para evitar que terminaran sacándonos del bar o algo. Cuando se volteó le sonreí, sin mostrarle los dientes. —Debe ser el destino. —bromeé, ya podía sentir como Louis luego se burlaba de mi por esa ridícula línea. Por lo menos le saqué una pequeña sonrisa. Mierda, su sonrisa es perfecta. —No me subestime, Kylie. —me incliné un poco sobre la barra, acercándome un poco más a ella lo suficiente para poder ver cada una de sus facciones en su rostro. —Estar interesado en ti y querer tocar aquí no son excluyentes, puedo hacer las dos sin problema. —no, no mentía pues ahora es posible que lograr tocar aquí una noche no sea mi único objetivo. Mis ojos parecían estar pegados a ella y los rápidos pero seguros movimientos que realizaba. No sé quien era ese chico rubio que acababa de llegar pero por encontrarse al otro lado de la barra supuse que también debía trabajar aquí pero no vestía como los demás. Lo miré y tomé la cerveza que Kylie acababa de poner frente a mi. —Gracias, Kylie. —por el rabillo del ojo vi a la chica que había estado besando hace algunas horas, ella me sonrió y parecía batallar si acercarse o no. La miré y le regalé una sonrisa junto con un guiño, sin más me mezclé entre la gente con Louis para esperar que el show comenzara. Me senté en la mesa con los demás chicos, ellos hicieron preguntas pero no respondí nada pues aún no había terminado con Kylie, mi plan seguía en marcha, solo sonreí y les dije que cerraran sus chismosas bocas. Algunas luces se apagaron y otras apuntaron al escenario dando a entender que la banda de esta noche estaba a punto de subir, varias personas se aglomeraron cerca del escenario pero nosotros nos mantuvimos en nuestra mesa al fondo del local, de aquí podíamos ver perfectamente. Noté como a algunos metros más allá de nosotros unos hombres relativamente mayores hablaban entre ellos, mirando de vez en cuando al frente. No parecían estar aquí por la cerveza fría y el buen ambiente, ellos debían ser los representantes de sello que Kylie había dijo. Kylie junto al rubio de antes no tardaron en aparecer junto a ellos, nuestra distancia era lo suficiente como para no poder escuchar lo que hablaban así que me dediqué a mirar fijamente a la morena hasta que ella me miró de vuelta, distrayéndola de lo que hablaban. Con una sonrisa torcida alcé una ceja. “¿Son ellos?” modulé con mis labios pero ella no lograba entender, la poca luminosidad no ayudaba. Creo que en ese mismo momento uno de los hombre le estaba diciendo algo ya que se volteó en mi dirección para ver qué era lo que tenía la atención de Kylie, mejor dicho quién. Escondí mi sonrisa detrás de mi cerveza y rápidamente miré al escenario, como si nada hubiese ocurrido. —Estás de muy buen humor hoy. Es preocupante. —notó James, juntado sus cejas. —¿Es que no tengo permitido pasar un buen rato? —solté la risa que me estaba aguantando ganándome la mirada curiosa, pero divertida, de los chicos. Cuando la banda comenzó a tocar no puede evitar tamborilear mis dedos sobre la mesa al ritmo de la música mientras movía mi cabeza. Joder, eran buenos. Pero nosotros también, merecíamos siquiera una pequeña oportunidad. En cuanto los instrumentos comenzaron a sonar me olvidé completamente de Kylie y los hombres del sello, estaba demasiado concentrado en disfrutar de la buena música en vivo. Al terminar miré a nuestro costado, ya no había nadie y no sabía en que momento desaparecieron. —Voy por un cigarro. —anuncié levantándome de mi lugar, caminé hasta la puerta y salí para sentir el aire fresco pero helado golpear mi rostro. Saqué un cigarrillo y el encendedor de mi bolsillo para prenderlo, al levantar el rostro vi como Kylie también salía. —No creí que me seguirías después de eso. —repetí exactamente las palabras que me había dicho, divertido. Esta vez no podía decir que había sido yo quien la buscó, podía ser una simple coincidencia o estaba aquí para… Realmente no cruza por mi cabeza algún motivo razonable para que ella me buscara a mi.
avatar
Mensajes : 2190

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: —I don't need anyone if I have you.

Mensaje por CatCatCat el Miér Dic 06, 2017 6:27 pm

JOSEPHINE WOOD

Sacudí la cabeza divertida por su comentario, supuse que sería mejor dejar que Harry pensara que tenía una cita a decirle que se trataba de mi hermano pues eso podría llevar a que comenzara a hacer preguntas sobre mi familia y no era muy buena para improvisar un historia familiar falsa, ni siquiera tenía pensando en qué diría si alguien llegara a hacer preguntas por mera curiosidad. A pesar de que sabía que Harry estaba bromeando no pude evitar que un poco de sangre se acumulara en mis mejillas. —¿El de la semana pasada? Tengo una copia de ellas en mi oficina, ya te las traigo. —informé volteándome para entrar a mi oficina, dejé mis cosas sobre el escritorio y comencé a buscar la nómina con las notas entre todas los papeles que tenía por todos lados. Tenía un buen rato ya haciendo clases aquí pero no me había dado el tiempo para organizar bien todo, tenía libros por todos lados y pequeñas torres de carpetas en distintos lugares esperando ser organizadas en algún momento. Luego de encontrar la bendita hoja crucé el pasillo hasta la oficina de Harry quien tenía la puerta abierta así que ingresé. Le entregué la hoja con las nóminas de las notas y alguno de los mejores trabajos, supuse que también quería leer los mejores o algo así, por algo me pidió las notas. —Yo también, no puedo esperar a que ya sea hora de cenar. —admití sentándome en la silla frente a él, cruzando mis piernas para mayor comodidad, era algo que siempre hacía inconsciente. De vez en cuando recibía uno que otro alumno en mi oficina, generalmente para aclarar algunas dudas. Creo que todo el mundo en este edifico está de acuerdo al decir que el hombre que tenía frente a mi era quien recibía la mayor cantidad de alumnos, casi todas mujeres. Había escuchado todo lo que mis colegas me habían dicho de Harry pero decidí que sería mejor formar mi opinión por mi misma a dejarme influenciar por los demás y hasta el momento me había dado cuenta que era un experto no solo en Literatura sino que también en coquetear, hasta parecer hacerlo sin darse cuenta como lo hizo conmigo hace algunos momentos. Miré a Harry curiosa, no sabía que podía salir de su boca en estos momentos. Pero de todas las posibilidades jamás se me ocurrió que terminaría invitándome a salir. Creo que la sorpresa en mi rostro debía ser evidente, parpadeé un par de veces y sonreí ladeando un poco la cabeza. —No lo sé. Tengo que revisar mi agenda. No es como si mi vida consistiera lisa y llanamente en dar clases. —dije con sarcasmo, sí, mi vida social no era muy interesante sobre todo porque eran muy pocas las personas cercanas a mi, tenía cuidado a quien dejaba entrar a mi vida pues un solo comentario de alguien que sepa la verdad de mi familia era más que suficiente para arruinar mi privacidad. —Pero tienes suerte que muero por comer algo… —dije dramatizando cuando escuché una voz llamarme, acompañado de unos golpes en la puerta de mi oficina. Como había dejado la puerta de Harry abierta solamente era necesario que me moviera un poco a la izquierda para ver el pasillo. —Estoy aquí Collin. —me volteé en la silla y reconocí de inmediato al pelirrojo, participaba bastante en clases. —Lo lamento, no quería interrumpir. Puedo venir después… —noté como la punta de sus orejas tomaban color al asomarse por la puerta del decano. —No digas tonterías, no interrumpes nada. —hice un gesto quitándole importancia, nunca en mi vida me había caracterizado por mantener la formalidad y es una de las tantas razones por las que mantener una vida como la de mis hermanos no iba conmigo. —Voy de inmediato. —él asintió y desapareció de la vista de ambos. Me levanté de la silla y caminé hacia la puerta pero me detuve antes de salir, señalando a Harry con el dedo. —No es una cita. Yo no salgo en citas. —le aclaré en un murmuro para así evitar que alguien más llegara a escuchar, luego sonreí una vez más antes de ir a mi oficina. Una media hora después luego de resolver todas las dudas e inquietudes de Collin tomé mi bolso y me coloqué mi abrigo, cuando golpeé la puerta de Harry él ya estaba listo para marcharse así que cerramos las puertas de nuestras oficinas y salimos del edificio para caminar hasta los estacionamientos donde Harry tenía su auto. Hoy mi padre me trajo pues mi auto estaba en revisión técnica, claro que me bajé algunas cuadras antes para evitar sospechas. —Espero no llamar la atención de mi jefe al irme antes de que terminara la jornada laboral. —bromeé. Él, justamente, era mi jefe en cierto sentido al ser decano. Me dio una mirada y yo solo encogí mis hombros divertida, no pudiendo esperar para devorar lo que sea que hagan donde sea que fuéramos. Mi paladar tampoco era muy refinado, me conformaba con poco, creo que basta decir que a mi madre casi le da un ataque cuando me escuchó decir que prefería las papas fritas de Mc Donal’s a las que hacen en su restaurant grumete favorito donde todo parece más arte que comida y siendo una aficionada al arte me daba pena comer esos platos tan elaborados. 

<3:
No te preocupes, está todo perfecto  Bien, algo cansado pues he estado estudiando todo el día u.u ¿Cómo has estado tú? Por cierto, se me ocurre que luego Zayn y Kylie se encuentren en algún otro lugar fuera del trabajo de Kylie y él le sigue coqueteando  tal vez una fiesta o algo. 
avatar
Mensajes : 2190

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: —I don't need anyone if I have you.

Mensaje por Cinnty el Jue Dic 07, 2017 6:42 pm


—HARRY STYLES.
En cierta forma me alegraba un poco el salir del edificio a estas horas, no era como que mi trabajo era una mierda porque en realidad me gustaba lo que hacia y hasta donde he llegado en mi carrera, solo que el pensar que tenia tiempo para pasar con Josephine en las afueras del edificio era algo que me llamaba mucho más la atención. Deje que una de mis manos fuera hacia mi cabello para arreglarlo, como no estaba muy largo, era más fácil llevarlo—. Oh, entonces tu jefe debe ponerte algun llamado de atención. —mencioné con una sonrisa en mis labios mientras que daba media vuelta y dejaba que mi mirada se encontrará con su angelical rostro. Joder, no sé porqué ella me afectaba tanto. Había pasado antes por esto, simplemente que sentía una atracción mucho más fuerte a la castaña clara, debía admitir que en si, me había ganado mi fama de casanova, lo que pasa es que lo prefiero a estar en una relación, no soy muy bueno en aquello. Le termine guiñando uno de mis ojos antes de dejar que una suave carcajada saliera de mis labios—. Ya tendré que hablar con él. —dije, relamiendome los labios mientras que seguíamos caminando por el estacionamiento hasta mi auto, que se encontraba en el aparcamiento especial que me habían designado hace ya unos años. Me extrañaba un poco que no estuvieran estudiantes dando vuelta por el lugar pero supongo que algunos tenían actividades o simplemente se habían marchado a sus departamentos. Saque la llave de mi auto antes de sacarle la alarma y abrirle la puerta a la hermosa castaña pero antes de que pudiera decir algo, se nos acercaron dos alumnas—. Decano, lo estábamos buscando. —mencionó una de las chicas que tenia el cabello negro, creo que no la había visto antes y no la recordaba porque no tenia clases conmigo. Asentí—. Lo siento chicas, si es algo sobre alguna clase, va a tener que ser mañana. Tengo que llevar a la señorita Wood. —dije lo bastante alto para que pudieran escucharme, ciertamente, a veces me molestaba cuando las chicas se acercaban solo para ver si podían intentar algo conmigo. Bueno, en realidad solo me molestaba porque Josephine era quien estaba a mi lado. Evite bufar, en vez de eso les regale una sonrisa, la que colocaba siempre antes de que ambas se fueran—. A veces siento que nunca podría irme de aquí una tarde. —murmuré divertidamente antes de ver como la castaña se sentaba en el asiento de copiloto. Yo por mi parte me adentre en el auto antes de encenderlo y comenzar a conducir. Sonreí de lado al recordar como ella había dicho que esta salida definitivamente no se catalogaba como una cita porque la mujer a mi lado no tenia citas, cosa que en verdad me llamaba la atención, ¿Por qué pensaba de esa manera? Me disgustaba de alguna manera que ella lo hiciera por algún idiota del pasado—. Me has dicho que no sales en citas pero déjame catalogar a esta como una, ¿bueno? —mencioné divertido ladeando mi cabeza para encontrarme con su mirada y no perdí tiempo en detallar su rostro, era algo que siempre tenia que hacer. Que idiota me sentía, ni siquiera que fuera algún puberto, ya tenia la suficiente edad como para que mis hormonas estuvieran de esta forma. Deje aquel tema una vez que llegamos al restaurante que tenia en mente, tal vez no era de los mejores estéticamente pero sabía o más bien, pensaba que le podría terminar gustando. No tarde mucho en estacionar antes de que ambos bajáramos—. Aquí venden de la mejor comida que en mi vida he probado, sé que te va a gustar el ambiente también, es tranquilo. —dije asintiendo con la cabeza cuando nuestras miradas se encontraron. Le regale una sonrisa y entramos por la puerta principal, de alguna jodida manera, mi mente me decía que todo tenia que funcionar aquí para que yo tuviera una oportunidad con Josephine, bien sabia mi cuerpo que yo la deseaba como no había deseado tocar a otra mujer antes, todo esto comenzó el primer día que nos encontramos y pensé que era una estudiante por lo joven que era, fue una sorpresa, una muy agradable saber que la vería todos los días. Deje que una de mis manos fuera hacia su hombro para llamar la atención—. Y nada de querer pagar a mitad porque yo te he invitado, Josephine.—enarque una ceja mientras que la miraba atentamente, haciendo que ella se ruborizará un poco, haciéndola mucho más preciosa y deseable para mi.
Mensajes : 2202

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: —I don't need anyone if I have you.

Mensaje por Cinnty el Jue Dic 07, 2017 9:33 pm


—KYLIE JENNER.
Sinceramente, no me había esperado a que Zayn estuviera aquí afuera y que la zona estuviera tan vacía, supongo que todos estaban hablando de la banda dentro. Enarque una de mis cejas antes de sonreír de lado, negando con la cabeza—. No te estoy siguiendo. —mencioné divertidamente antes de apoyarme en una de las paredes del lugar, necesitaba salir un poco del ambiente y pensar lo que me estaba diciendo Daniels sobre la banda que le había presentado, para mi suerte, todo había ido bien. Deje que un suspiro saliera de mis labios—. Necesitaba un poco de aire despues de todo, por suerte salio bien. —y joder, ¿Por qué estaba intentando hablar con él? Que tontería. Mis pensamientos se vieron interrumpidos cuando Ethan salio por la misma puerta de la que yo lo había hecho hace unos momentos. Sonreí mirándole antes de que sacara uno de sus cigarrillos y lo encendiera, podía sentir la mirada del pelinegro sobre nosotros dos, mi rubio amigo también lo sentía. Sabia que a Ethan todo esta situación le estaba dando gracia—. Él es Zayn. —mencioné una vez que ambos se miraron y mi mejor amigo extendió su mano libre, como forma de saludo antes de que hablara—. Ethan, amigo de Kylie y su jefe, un gusto. —dijo el rubio antes de que yo pudiera ver como el pelinegro abría un poco los ojos, seguramente por la sorpresa. Ninguno se espera que el dueño de este lugar fuera tan joven y tan exitoso, creo que el rubio había hecho todo bien en el negocio, por eso mismo, quería hacer que siguiera de esa manera, por eso estaba aquí, para asegurarme de que nada malo pudiera pasar. Me alegraba saber que Ethan confiaba en mi—. Necesitamos una nueva banda para la semana que viene, al final con lo que te hable sobre lo que paso con la ultima, necesito que consigas a alguien de confianza y que sabemos que estará ahí. —escuché por parte de mi amigo antes de que yo asintiera con la cabeza, solía pasar estas cosas porque estábamos en constante cambio ya que muchas veces las bandas que se presentaban una vez, volvían o no, ya que estas terminaban haciéndose conocidas por las influencias que tenia Ethan, era como una forma de devolverle el favor que les hacia, suponía que la banda de la que me estaba hablando era la de Luke, a quien le habían ofrecido hacer una pequeña gira de promoción—. Estaba pensando en que podrías organizar para el jueves algo así como una prueba de sonido e invitar a algunas bandas nuevas, sabes que un cambio de aire estaría bien. —debía ser una broma. Mi mirada se fijo en el rostro del rubio antes de llevar mi mirada hacia Zayn, quien aún estaba cerca de nosotros. Note aquella sonrisa en sus labios antes de que Ethan entrara de nuevo. Saque mi celular para ver las notas que tenia, me habían hablado de varias bandas que estaban sonando bastante hace semanas, seguramente querrían tener una oportunidad—. Al parecer Ethan va a querer a nuevas bandas. Podría anotarte para eso, si tu banda es tan buena. —dije encogiéndome de hombros pero todo conmigo era un poco más complicado, no le presentaría algo a mi rubio amigo porque si ya que yo no había escuchado nunca a la banda del chico frente a mi. Me fije en sus ojos y joder, aún admitía que estaba bastante caliente, tenia ese algo que todos los artistas tenían para llamar la atención—. Pero primero tengo que escucharla, no voy a nombrar a una banda que no se como suena y que tampoco sé si es que mueve a gente. —dije llevando una de mis manos hacia mi cabello, para arreglarlo. Le estaba dando una oportunidad porque si, era bastante tonto pero quería ver que actitud tenían en un escenario, como eran con el publico porque al fin de todo, lo que importa es si les gustas a las personas—. Piénsalo, Zayn. Si tienes alguna presentación en algún lugar antes del jueves, me avisas. —mencioné antes de seguir el camino para adentrarme de nuevo al lugar, tenia que terminar de ordenar un poco los shows de mañana para luego emborracharme si quería. Ethan seguramente encontraría alguna chica con quien divertirse y me dejo con todo este drama de encontrar a buenas bandas por ahora.
<3:
Estaba un poco enferma pero por suerte ya estoy mucho mejor <3 gracias por preguntar y como dije, espero que te vaya muy bien en todos los finales que se te vienen, cielo. Siiiiii, he estado pensando en eso y como puse en el rol,
podríamos hacer como que Ethan esta buscando bandas nuevas y como que Ky le impone a Zayn que lo quiere escuchar antes para ver si le recomienda a su amigo para la prueba de sonido pero que al final no se, como que en la presentación a la que Kylie vaya, pase algo y al final Zayn no pueda tocar (?). Para Josephine y Harry, estaba pensando en como que él se centre en que quiere tener una oportunidad con ella pero a la vez piense que ya tiene a Jonathan, quien cree que es alguien con quien sale jajaja ¿te parece?
Mensajes : 2202

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: —I don't need anyone if I have you.

Mensaje por CatCatCat el Sáb Dic 09, 2017 4:11 pm

ZAYN MALIK

Nuevamente el chico rubio volvía a aparecer, ya empezaba a sospechar un poco pero obviamente no diría nada y solo lo miré con detención. ¿Él era el dueño del local? Creo que últimamente mis suposiciones habían sido todas erróneas. En mi cabeza me imaginaba a un hombre rozando los cuarenta años luchando para no sentirse viejo y seguir viviendo su juventud ya extinta, no a un chico que bien podría tener mi edad. —Igualmente. —dije, tomando su mano. Ahora todo el plan que tenía en mi cabeza fue desamado porque nada era lo que yo me imaginaba, todavía no podía decidir si estas circunstancias lo hacían todo más fácil o precisamente lo contrario. En mi cabeza todavía no ideaba alguna forma de que Kylie nos acercara si quiera un poco a ser escogidos para tocar aquí, lo poco que conozco de ella me di cuenta que no es una chica que se pueda manipular con facilidad, si es que se puede. Por otro lado no podía negar lo guapa que es, sinceramente estaba pensando en llevarla a mi cama de alguna forma pero tenía que ser cuidadoso. Mi forma de vida no daba para tener una relación estable, cada noche que nos presentábamos era como si las chicas hicieran fila para obtener un poco de mi, y no es que fuese exagerado o egocéntrico, era la pura y santa verdad. Ahora, si llegaba a acostarme con Kylie debía hacerlo luego de conseguir tocar aquí, no pensaba arriesgar nuestra oportunidad por un buen acostón. Tenía fama de siempre decir que las iba a llamar pero nunca lo hacía, la verdad es que no perdía mi tiempo guardando sus números y jamás daba el mío, no quería que me molestaran cada media hora. —Somos buenos. —le aseguré, dándole una calada al cigarrillo. —Me parece razonable. —concordé con ella, con una sonrisa en mi boca. Era comprensible que quisiera escuchar a una banda antes de mostrársela a su jefe, lo entendía. Asentí y me quedé ahí un segundo pensando en cual era nuestra próxima presentación. Lancé lo que quedaba de mi cigarro y me apresuré para alcanzar a Kylie que por suerte todavía no se perdía entre la multitud. —Este lunes en The Exit, te recomiendo llegar temprano. —cerré un ojo y sin más volví con los chicos para contarles las buenas noticias.

Ese día terminamos quedándonos allí algunas horas más, vi un par de veces a Kylie pero no me volví a acercar, no quería agobiarla y hacerle cambiar de parecer así que me entretuve con una rubia que me andaba mirando hace rato. A pesar de que todavía no teníamos un contrato con un sello y aún parecíamos estar lejos de conseguir uno teníamos un buen número de seguidores, cada presentación podía reconocer varias caras familiares y era una sensación única. Llegamos a The Exit un poco después de que abrieron las puertas, aún habían algunas personas en la fila y cuando pasamos por su lado nos ganamos más de una mirada curiosa. Debía admitir que a todos nos gustaba la atención que recibíamos. Luego de hablar con el dueño del local y entregarle nuestros instrumentos a los encargados fuimos por una cervezas al bar. Le di una rápida mirada el local, estaba lleno pero mis ojos buscaban a una persona en específico y cuando la encontré pedí una cerveza más al barman. —Yo invito esta vez. —dije una vez que estuve frente a ella y le tendí la cerveza. —Tal vez quieras conocer a los demás chicos y… —fui interrumpido por una voz sobre las demás que me llamaba, se trataba de uno de los sonidistas. Me disculpé con Kylie y fui hasta donde él pues tenía una duda en cuento una de las nuevas peladeras que comencé a usar, no era la primera vez que tocábamos aquí así que el personal nos tenía cierto aprecio y hacían todo a su alcance para que saliera a la perfección la presentación. Cuando terminé con él volví a donde se encontraba Kylie para encontrarme con ella y un tipo notoriamente ebrio, algo le estaba diciendo a Kylie pero ella intentaba alejarlo. —Hermano, déjala tranquila. —le pedí con voz firme, no quería crear un problema pero tampoco dejaría que la molestaran de esa manera. —Preocúpate de tus asuntos, niño bonito. —gruñó intentando acercarse a Kylie pero fui más rápido y me coloqué entre ella y el hombre. Él estaba molesto y ebrio, parece que también carecía de paciencia pues rompió la botella que tenía en la mano para usarla como un especie de arma. Bien, esto se estaba comenzado a descontrolar. Sin quitar la mirada del hombre busqué a Kylie con mi mano y así asegurarme que se encontrara detrás de mi. No perdí más tiempo y lacé mi puño derecho a su quijada mientras que mi mano izquierda iba por la mano en donde tenía la botella rota para intentar quitársela. Finalmente pude quitársela pero no como tenía en mente, parte de la botella me hizo un buen corte en la mano. Genial. Los guardias se percataron de lo que sucedía así que se encargaron de sacar al hombre, boté la botella en un basurero cercano y observé el corte que cruzaba toda mi palma izquierda. —¿Estás bien? —le pregunté, sacudiendo mi mano pero eso solo hacía que la sangre comenzara a salir más rápido. —Mierda. —murmuré caminando de vuelta al bar. Los chicos se encontraban riendo entre ellos, grandes sonrisas aparecieron cuando me vieron llegar con Kylie a mi lado. No dije nada y le quité a James el vaso de su mano, sabía que estaba bebiendo algo con ron. —Necesito esto. —y vertí parte del contenido en mi mano. Joder, ardía terrible. Tomé un par de servilletas para detener el sangrado. —Como nuevo. —sabía que no podría tocar si el corte no cerraba, sería imposible formar las notas en la guitarra.
avatar
Mensajes : 2190

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: —I don't need anyone if I have you.

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.