Últimos temas
» pied piper ✹
Hoy a las 8:34 am por exodus

» Balance
Hoy a las 8:33 am por lalisa

» ¿rol sobre daddy issues?
Hoy a las 6:46 am por GirlofBieber

» ¿Rol?
Hoy a las 3:04 am por Daeffy Ryder townsend

» Mi verdadero hogar está en tus brazos
Hoy a las 1:22 am por afterglow

» I love you is not the words I want to hear from you. ღ
Hoy a las 1:10 am por getitright

» when there's no light to break up the dark, i look at you ღ
Hoy a las 12:56 am por hughes

» tell me that you love me, even if it's fake.
Hoy a las 12:34 am por afterglow

» i know i was happier with you ღ
Ayer a las 11:52 pm por hughes

Afiliados del Foro
Afiliados hermanos 0/5
Directorios y Recursos
Afiliados Elite 0/44

yeah baby, i'm yours

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: yeah baby, i'm yours

Mensaje por Natie30 el Jue Ene 11, 2018 2:42 pm




ROBERT DOWNEY JR.

Me fije en sus ojos y su seguridad hizo que mi cuerpo entero se llenara de excitación.  Me gustaban mucho las mujeres que no tenían vergüenza de un encuentro sexual con un hombre, porque era un pensamiento completamente machista pensar que estos encuentros solo eran favorables para el hombre. Las mujeres también podían utilizar a los hombres para un simple momento de placer si así lo querían y eso no era para nada algo sucio y denigrante, a mi parecer, una mujer que era capaz de hacer esto por gusto y era capaz de disfrutarlo de manera correcta, era mucho más interesante que cualquier chica acorde a los ideales machistas de la sociedad.
Luego de una pequeña charla de coqueteos entre los dos finalmente abandonamos el bar para ir juntos a mi habitación. Toqué el botón del ascensor dejándola pasar primero y cuando las puertas se cerraron detrás de mi no pude contener la excitación que me causaba esa idea. Verla en ese vestido ajustado reflejada en los espejos que tenían las paredes del ascensor me estaban volviendo completamente ansioso, con un deseo tan incontrolable que apenas ella abrió la boca, mi miembro se volvió duro y me lancé a sus labios con desesperación. Nos besamos lengua con lengua por unos segundos que parecieron interminables y gruñí molesto cuando el timbre sonó y las puertas se abrieron dejando pasar otra pareja. Me tuve que separar de ella a la fuerza y me reí un poco viéndola como acomodaba su vestido intentando ser disimulada y su labial se había corrido manchando un poco más abajo de su labio inferior. Durante todo el viaje hasta el ultimo piso la pareja de extraños nos estuvo mirando de reojo y con mala cara, hasta que las puertas volvieron a abrirse y nuevamente dejé pasar primero a Alba, apenas tomándola de la cintura para guiarla hasta la puerta de mi habitación.
Ya adentro, ella se metió en el baño mientras yo desarreglaba mi cabello como de costumbre y me sentaba en la cama. Saque mi celular para responder algunos mensajes mientras la esperaba y me desprendí algunos botones de mi camisa mientras con mis pies me sacaba los zapatos y calcetines. Cuando la vi ingresar nuevamente con la bata marcada por mis iniciales me mordí el labio inferior y apagando mi teléfono me levante de la cama para acercarme. Me acerque a ella a paso lento y cuando estuve frente a frente coloque una de mis manos en su nuca y otra en su cintura para poder besarla con intensidad. Nos mantuvimos así por un momento mientras bajaba una de mis manos por su espalda hasta llegar a su trasero y con mi otra mano me encargue de desatar el cordón de la bata y dejarla con su conjunto de ropa interior. Me separé apenas un poco para poder admirar su cuerpo perfecto y mi erección otra vez dio una puntada por la excitación - es una promesa, preciosa - ella volvió a alcanzar mis labios y en un impulso rápidamente la cargué en mis caderas para llevarla hasta la cama. La dejé en el borde con sus piernas abiertas y flexionadas y me desprendí el total de mi camisa quitándola y tirándola al suelo. Me acomodé sobre ella con una media sonrisa mientras mis manos acariciaban desde sus tobillos hasta su trasero y entonces apreté sus glúteos haciéndola gemir por la sorpresa. con mi boca comencé a recorrer desde su ombligo hasta el borde de su sostén y luego mientras mantenía mi mirada en sus ojos pase la lengua en el valle de sus senos, finalmente metiéndome en el espacio de su cuello para comenzar a lamer y morder esa parte. Mis manos simplemente no podían quedarse quietas y sus gemidos pequeños lograban que todo mi cuerpo se sintiera al borde del orgasmo.
Mensajes : 228

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: yeah baby, i'm yours

Mensaje por GirlofBieber el Jue Ene 11, 2018 3:02 pm

ALBA BROOKE
Notaba mi cuerpo temblar cuando con sus manos dejaba un rastro de caricias por mi piel. Era fantástico que un hombre desconocido lograra dejar esa marca en mí y sobretodo, lo disfrutara tanto. Sentía como si esto no fuera trabajo y fuera más por fascinación. Por esos seguí con sus besos y debajo de él, me hizo suya. Cuando estuvo encima de mí y se desprendió de toda mi ropa interior, disfruté todos los rincones de mi cuerpo que besaba, dejando rastro de su saliva para marcar mi piel. Solamente cerré mis ojos para soltar un inmenso suspiro y cuando volvió a mis labios, dimos la vuelta en esa enorme cama y fui yo ahora la que empezó a dominar. Era una mujer segura, había hecho esto más veces y por eso no me daba tanta vergüenza como podría darles a otras. Besé cada parte de su piel, bajando desde su mandíbula hasta su clavícula, oliendo su perfume y su esencia, notando su tacto erizado contra mis labios suaves. Robert dio de nuevo la vuelta quedando yo debajo de él y envolví mis piernas con su cadera, sintiendo el fuego ahora en mi feminidad.— Vas demasiado vestido, cariño. —Le digo persuasiva, aunque solamente llevara un bóxer que le quedaba completamente sexy. Éste desapareció en menos de un minuto y mordí mi labio cuando lo vi apurado porque no tenía ningún preservativo.— No hace falta un preservativo. Tomo pastillas, aunque si te sientes más seguro… —Le murmuro mientras clava sus ojos en mis ojos y me vuelvo a erizar. Rob deja de buscar y se pone encima de mí para pasar su masculinidad por mi entrada, donde con solo un empujón ya lo sentí dentro de mí. Lo demás, fue gloria. Empezó moviéndose lento, después, más rápido. Lo hacía exquisito y no pude aguantar las ganas de gemir cuando lo tuve dentro, jadeando por mí. Fui yo la primera en llegar al climax, arañando su espalda y dejándole marcas que quizá mañana le molestarían y luego, fue él en llegar al orgasmo dentro de mí, dejando caer su cuerpo y dejándonos a los dos con espasmos por el polvo que acabábamos de echar. 

Nada más levantarse, solté un pequeño jadeo al sentirlo fuera de mí. Se metió en la cama bajo las sábanas y me sorprendió que me invitara. No muchos te invitan a dormir con ellos. No le negué a eso, estaba demasiado cansada y por eso decidí meterme bajo las sábanas con él, completamente desnudos y mirar el gran ventanal que reflejaba toda la ciudad. Mi cabeza se puso en su pecho, su brazo rodeó todo mi cuerpo y me abrazó. No me había sentido tan bien en mucho tiempo, y quería hacérselo saber de todas las maneras.— Has estado increíble, Robert. —Le digo mirándolo desde abajo, teniendo una conexión con sus ojos en este preciso momento. No tardamos mucho en quedarnos dormidos, uno abrazado a otro. (…) Las seis de la mañana fue la hora en la que me levanté, dejando a Robert completamente dormido en la cama. Se veía hermoso, quería despertarle con miles de besos pero me resistí, sabía que debía hacerlo. Era un cliente, no quería nada más de mí que no fuera sexo. Cogí mis cosas y me vestí con la ropa del día anterior, para así coger un papel y un bolígrafo y comenzar a escribir; ‘Me has sorprendido esta noche, cariño. Espero volver a verte otro día dentro o fuera de mi trabajo. Un placer, Alba.’’  La dejé en la almohada donde había dormido aquella noche y sin más, me marché de la habitación, deseando que aquel hombre que había dejado dormido como un ángel volviera a llamarme.
avatar
Mensajes : 1309

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: yeah baby, i'm yours

Mensaje por GirlofBieber el Jue Ene 11, 2018 3:17 pm

PARK JIMIN.
Me había dolido bastante marcharme de allí, pero lo peor estuvo por llegar cuando Sam estaba despierta y no con una sonrisa, si no bastante furiosa.— ¿Me vas a decir ya por qué estás furiosa? —Le pregunto arto de sus acusaciones sin algo en concreto. No sabía a donde quería llegar y tampoco sabía cómo iba a acabar esto.— He llamado a la empresa, Jim. He llamado y no estabas allí, porque la secretaria que se queda de turno de noche me ha dicho que nadie quedaba allí menos los del turno nocturno —Me dice todo tan rápido que no sé si he entendido bien o simplemente quiero entender otra cosa por miedo. Me había descubierto, y no sé si me enfadaba más que me estuviera cotilleando mis asuntos personales o simplemente porque iba a dejar de confiar en mí, fruto de que eso significaba que iba a tener que ver menos a Jungkook.— ¿Te estás oyendo, Sam? —Le pregunto mientras me mira, incrédula.— Me estás diciendo que has llamado a mi empresa porque… ¿desconfiabas de mí? —Le pregunto, intentando darle la vuelta a la tortilla.— No, Jim. Estaba preocupada y quería saber si… ¡Demonios! No estabas allí, ¿dónde estabas? ¡Llegaste dos horas más tarde después de que llamara! —Me reprocha y cojo el puente de mi nariz con mis dedos, suspirando.— Debes preguntarme antes de acusarme, mujer. ¿Quieres saber dónde estaba? Bien, estaba… —Y cuando casi le digo toda la verdad por fruto del enfado, me calmo y me invento algo rápido.— …en casa de James. Fuimos porque se dejó unos archivos y estuvimos allí tomado una copa. ¿Lo quieres llamar también para comprobar si es cierto? —Le pregunto serio. Ella niega con la cabeza. Entonces decido irme enfadado de allí para intentar evadir el tema. El corazón me iba a dar un paro y no me imaginaba el hecho de que Sam se enterara de que soy homosexual y que tengo a Jungkook en un departamento privado.

Mi mente se desvió por unos momentos cuando los mensajes de Sam vinieron a mi teléfono. Era Lily, que estaba un poco enferma y me pedía que viniera temprano a casa. Sin embargo, le mandé un mensaje diciéndole que sobre las diez y media de la noche estaba ahí sin falta, mi hija era muy importante. Decidí ir al departamento para ver a mi chico y relajarme un poco, tenía una tensión muy importante en el cuerpo y sabía cómo me podía ayudar. Cuando estuve en la puerta sacando las llaves para entrar, escuché unas risas y unas voces. Me tensé de inmediato, así que nada más entrar y cerrar con seguro, miré a Jungkook.— ¿Con quién hablabas? —Le pregunto, lo que no sé es por qué en este preciso momento estaba sonriendo cuando estaba un poco molesto. ¿Sería por lo feliz que me hacía verlo sonreír? No, no lo sabía. Pero las voces ya no estaban y quería respuestas a mi pregunta. ¿Es que acaso había invitado a alguien al departamento?
avatar
Mensajes : 1309

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: yeah baby, i'm yours

Mensaje por Natie30 el Jue Ene 11, 2018 4:12 pm



JEON JUNGKOOK

Con Tae hablamos toda la mañana y yo no paro de reírme de cada uno de sus mensajes sin parar. Él era jodidamente gracioso y hablador mientras yo le mandaba respuestas cortas y sin sentido, pero a él parecía gustarle mi forma de ser, porque no se quejaba y me llenaba de halagos todo el tiempo. También, el me contaba mucho de su vida diaria mientras se quejaba de su vida y yo me mantenía únicamente agregando comentarios, porque no podía decirle quien era o como era mi aburrida vida. Si le decía que mi vida se basaba en estar encerrado entre cuatros paredes de un lujoso edificio seguramente pensaría que me secuestraron o algo. Y mi verdad no era mucho más halagadora, porque el mundo en general repudia a los amantes.
"Me encanta charlar contigo Jungkookie, pero no me cuentas nada de ti"
"No te conozco, claro que no puedo decirte nada de mi"
"¿y si hacemos una video llamada? te prometo que si veo que eres normal te podré contar algunas cosas"
"claro claro, como estoy enfermo tengo el tiempo para hacer eso"
"ignora mi cara de moribundo, soy más bello normalmente"
Suelto una carcajada fuerte y niego con la cabeza pensando en que ni siquiera enfermo el chico de la foto podía volverse feo.

"No te preocupes, entiendo"
Acomodo la computadora en mis piernas y me arreglo un poco el cabello antes de enviar la video llamada. Cuando estoy esperando respuesta uno de mis tutores también me manda la solicitud pero la rechazo inmediatamente, luego me pensaría alguna escusa cuando le llamaran a Jimin para contarle, porque eso hacían mis tutores siempre. Tae apareció en la pantalla arreglando su cámara y luego sus ojos se fijaron en mi y una sonrisa cuadrada se formó en su boca - Hola, Jungkookie! - hizo una mueca divertida haciéndome reír y moví mi mano como un saludo frente a la cámara - Hola Taetae, no te ves para nada enfermo! - sonriendo observe cada detalle que se mostraba en la pantalla mientras él me comentaba algunas otras cosas de su vida. Me hacía reír mucho mientras hablábamos, por lo que cuando la puerta de mi departamento se abrió me tomó con demasiada sorpresa. Apreté el botón para apagar la computadora inmediatamente y casi se me cae al suelo cuando me volteo para ver a mi novio - Jim..inie - muerdo mi labio inferior mientras me levanto de mi lugar y me acerco a él con una pequeña sonrisa mientras me pienso una escusa. Jimin nunca venía a estas horas al departamento, me asustaba el simple hecho de que lo hiciera pero su sonrisa no mostraba que estuviera mal - estaba riéndome de unas tonterías que me decía Jin, estábamos hablando por video llamada pero tuvo que irse - más tarde tendría que llamar a Jin para que me cubriera aunque sabía que era poco probable que mi novio desconfiara y le preguntara. Paso mis brazos por su cuello y me acerco para darle un tierno beso que dura unos cuantos segundos - ¿está todo bien amor? - me separo apenas unos segundos para verlo a los ojos y le sonrío - te ves hermoso hoy, te extrañé muchísimo.
La tarde finalmente llegó y con Jimin estábamos tomando chocolate sentados en la cama mientras que él me contaba cosas de nuestros amigos y también de su trabajo. Yo lo observaba con completa atención mientras bebía con cuidado de no quemarme, pero entonces el celular de Jimin nos interrumpió y el se movió un poco para atender en privado. Cuando volvió su rostro no mostraba mucha felicidad  y yo sabía perfectamente que la persona que lo había llamado era mi tutor de Literatura - Y..yo lo puedo explicar - dejo el chocolate a un lado y me siento en el borde de la cama moviendo mis manos en señal de nerviosismo como comúnmente hacía. Quería buscar una mentira y poder decírsela en la cara sin remordimiento, pero mentirle me hacía sentir completamente fatal - yo... yo conocí a un chico en Facebook - mis ojos aguados se fijaron en él mientras le explicaba - él es buena persona y sólo me hace reír. No le dije quien soy realmente ni dónde vivo...
Mensajes : 228

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: yeah baby, i'm yours

Mensaje por Natie30 el Jue Ene 11, 2018 4:32 pm




ROBERT DOWNEY JR.

La sostuve de los muslos dejando pequeñas caricias con mis pulgares y me hundí en su interior soltando un gemido cerca de su oreja. Con mi boca fui bajando desde sus labios hasta sus pezones y me encargué de jugar con mi lengua en ese lugar mientras la penetraba con firmeza una y otra vez, escuchándola gemir mientras sus uñas marcaban mi piel. En todo este tiempo ella se había encargado de borrar la imagen de la rubia desabrida que me había follado anoche. A diferencia de Alba, que era puro fuego y seguridad, la chica de ayer apenas me había tocado porque aseguraba no haber hecho nada antes, era tan fría que aunque llegó al orgasmo no logró complacerme a mi a tal nivel y terminó haciéndome un oral para que pudiera correrme. Había sido decepcionante y frustrante tener que despertarme esta mañana y estoy seguro de que esa chica se despidió para siempre del trabajo como modelo. Ella tuvo que haber disfrutado, porque su rostro me lo decía, pero supongo que las mujeres se dan cuenta cuando no satisfacen a alguien completamente.
Entre besos y caricias Alba se corrió y cuando sus paredes se apretaron sobre mi miembro un orgasmo maravilloso me golpeo, dejándome completamente exhausto sobre su cuerpo que aún desprendía calor. Luego de regular mi respiración lo suficiente me dejé caer a su lado y dejé un pequeño beso en su hombro mientras le sonreía - puedes quedarte si quieres - murmuro y cubro nuestros cuerpos con una sabana para después dejar que se acomode sobre mi pecho. Unos minutos más tarde nos quedamos completamente dormidos y me pierdo del mundo hasta el día siguiente.
Leí la nota sobre la almohada con el ceño fruncido y negué con la cabeza mientras jalaba mis cabellos en actos de frustración. Me había quedado dormido y sin la posibilidad de decirle que quería volver a verla, encima de que llegaba completamente tarde a mi trabajo y estaba lleno de reuniones y papeles que firmar. Ella definitivamente me había dejado loco la noche anterior y aunque apenas despertaba estaba seguro de que no podría quitarla de mi cabeza durante todo el día. Como un loco desesperado, tome mi teléfono mientras buscaba mi ropa y marqué al numero de mi mejor amigo, quien atendió de inmediato - James no me digas nada, solo consígueme el numero de la chica que mandaste ayer.
- ¿Qué mierda? - viendo mis papeles me doy cuenta de que he estado escribiendo cualquier tontería desde que comencé, y no es la primera vez desde esta mañana cuando comencé a trabajar. Me levanto soltando maldiciones y tiro el tercer documento arruinado a la basura, pasando mi mano por mis cabellos en señal de frustración. Aquella chica me había dejado loco, me había embrujado de una manera que simplemente no puedo quitarla de mi cabeza. No puedo dejar de pensar en su cuerpo, en sus manos y en lo que me hizo sentir ¿será esto común para ella? ¿estará con otra persona ahora, olvidándose de mi? - No puedo más... - caminé hasta mi escritorio de nuevo y tomé mi celular buscando el contacto que James me había mandado. Sin pensarlo mucho más le mandé un mensaje:
"¿Estás libre esta noche?- RD."
Mensajes : 228

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: yeah baby, i'm yours

Mensaje por GirlofBieber el Sáb Ene 13, 2018 6:17 am

ALBA BROOKE
Volver a mi vida normal me estaba siendo difícil. Sí. No sé qué tenía ese hombre que me había embrujado por completo. Sus besos, sus caricias, sus movimientos. Todo. Sin embargo, recordaba el aviso desde la primera vez que empecé por parte de Jonathan. “El amor debe jugar en otra división si quieres hacer el trabajo bien.”. Me sentía un poco mal por eso, pero bien sabía que ese hombre había obtenido lo que quería. Una noche de sexo y nada más. Por ello, no me hice ilusiones, no me convenía. (…) Le estaba dando vueltas a mi tazón de cereales cuando Bet vino hacia mí como un demonio poseído.— Cuéntame ahora mismo, señorita. Y dime que tu noche no ha sido tan desastrosa como la mía —Me dice con una gran sonrisa, sentándose y robándome una magdalena.— Pues no, no ha sido nada desastrosa. El señor Downey es… —Y suspiro, dejando la frase en el aire. Ella debe saber que había sido una buena noche por mi expresión, y no podía evitar sentirme bien pensando en él. Seguimos hablando hasta que mi móvil vibró. No le di mucha importancia, pues sería Jeff con sus prepotencias, pero aun así lo miré y me quedé de piedra. No podía ser.— Oh dios. Es él. —Le digo enseñándole el mensaje a Bet. Ella se atraganta con la magdalena— ¿Cómo sabe tu número? —Y eso me deja pensando. Habría llamado a Christian para pedirle mi número, eso me hizo sentir unas cosquillas inexplicables en el estómago. 

“Lamento decirle que esta noche no estoy libre porque trabajo en el local. Pero si quieres, puedes venir a hacerme una visita. Creo que podré escaquearme para atenderle.” Le escribo. Muerdo mi labio y miro el mensaje y lo vuelvo a mirar. Pero no contesta, lo que me hace saber que debo dejar de mirar el maldito mensaje y seguir desayunando. Esto se estaba poniendo verdaderamente interesante. (…) La noche se basó en servir copas, notando algunas manos por mi cuerpo, sonrisas cómplices y piropos sueltos. Hoy era una buena noche, el local estaba abarrotado de clientes y las ganancias iban subiendo. No paraba de dar vueltas por el local, deseando encontrarme con ese par de ojos que me tenía loca. Sin embargo, no obtenía respuesta. ¿Es que había rechazado mi propuesta a que viniera? Eso me decepcionaba un poco. Dejé la bandeja en la barra para así ir a los camerinos y cambiarme de conjunto. Iba a salir a bailar por órdenes de Christian, lo que me extrañó ya que esta noche no me tocaba pero no lo iba a negar. The Hills  de The Weeknd sonó y me alegró, era mi canción favorita. Los gritos se escucharon cuando desde la niebla apareció mi cuerpo en una silla y lo demás fue cosa pintada. La barra fue mi aliada en ese baile tan sensual que sabía hacer desde muy joven y cuando menos me lo esperé, lo vi allí. Estaba en el fondo sentado con los brazos cruzados y clavando su mirada en mí. Sin embargo, no pude bajar para dedicar mi baile en sus piernas, sino que debía de conformarme con notar algunas manos de hombres de primera fila y los silbidos que sonaban sin más. Éste era mi trabajo y ahora con Robert Downey en él, se volvía mas interesante y morboso.
avatar
Mensajes : 1309

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: yeah baby, i'm yours

Mensaje por GirlofBieber el Sáb Ene 13, 2018 6:30 am

PARK JIMIN.
Me calmé un poco cuando de inmediato me dijo que era con Jin el producto de sus carcajadas. Sin embargo, un poco de fuego estaba en mi interior sin poder remediarlo porque no soportaba ver a mi moreno ser feliz con alguien más, referente al amor, a eso me refería. Pero lo olvidé y me perdí en sus ojos. Éste chico era tan inocente que me dolía verlo aquí encerrado como si estuviera amenazado de muerte. No era justo para él aunque tampoco era justo para mí que tuviera que vivir lo que estaba viviendo. Mi teléfono sonó mientras estaba con el moreno charlando y sinceramente, me preocupó bastante que fuera su profesor de literatura quien lo estaba haciendo. Fui a contestar y éste mismo me preguntó que cómo iba Jungkook, que llevaba enfermo tres días y que volvería mañana a sus tutorías. Algo se removió en mi estómago y sentí la decepción de que me había mentido. Salí con una cara apropiada a mi estado de ánimo. No podía evitar sentirme mal, el amor de mi vida era capaz de engañarme y yo como iluso lo creía. Cuando me dijo la verdad, el fuego de mi interior se expandió y no me importó en absoluto que no supiera donde vivía ni nada.— ¿Qué? —Le pregunté, seco, dolido.— Sabes que la única condición de todo esto era que no te relacionaras con nadie de fuera. ¿No entiendes que pueden rastrear tu ordenador y arrancarte de mi lado? ¿Ah? —Le pregunto cabreado. Muy cabreado. Sin embargo, sus ojos me emblandecen, pero no puedo evitar sacar mi temperamento.— ¿¡Es que no lo entiendes, Jungkook?! Te estoy manteniendo para vivir, te salvé de esa maldita vida que tenías en la calle y me pagas así —Le juzgo, eran mis nervios de perderlo que estaban así.— No puedo perderte, joder. No puedo perderte y estás yendo al camino equivocado. —Le digo, comenzando a temblar. Me eché hacia atrás cuando él intentó acercarse pero no había remedio. Estaba muy dolido como para hacerle caso ahora mismo, nada me podía razonar. Sin embargo, del miedo y de la desesperación, tuve un impulso que me hizo unir sus labios con los míos sintiéndome en las nubes. El corazón me latía a mil, iba a hacerle el amor ahora mismo e iba a darle a conocer quién era Jimin. Se le iba a quitar las ganas de conocer a otras personas después de esto. No podía permitirlo, no podía perder al amor de mi vida.

FDR* Un poquito corto, pero no quiero avanzar sin que tu colabores, bonita. <3
avatar
Mensajes : 1309

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: yeah baby, i'm yours

Mensaje por Natie30 el Sáb Ene 13, 2018 9:25 am



JEON JUNGKOOK

¿Él realmente estaba diciéndome todo eso después de tanto tiempo? Habían sido los suficientes años encerrado aquí por agradecimiento y amor a su parte. Yo jamás había puesto lo nuestro en riesgo con ninguna persona y obedecía a todas sus ordenes como si en vez de su novio fuera su hijo, pero no era tan estúpido como antes para que siguiera manteniendo el control. Tenía 18 años y quería vivirlos, quería tener amigos y estudiar en una bonita universidad. Yo me lo merecía.
¿Cuánto había arriesgado él por mi? Si sacamos lo material de la lista, simplemente no le queda nada. Él volvía a su casa todas las noches y recibía amor de esa maldita mujer, tenía amigos como Jin con los que salía a fiestas y se divertía, tenía el trabajo que le gustaba y en el que se desvivía... y luego estaba yo, que me veía cuando tenía tiempo y ganas, cuando se sentía triste o solo. Yo que hacía todo lo que me pedía y como pedía, que estaba perdiendo mi vida por él.
Aún así, me estaba arrastrando por perdón y mis ojos se estaban llenando de lágrimas.
- Jimin, estás siendo un... - sus labios atacaron los míos en un impulso que encendió todo mi cuerpo. Sus labios se movieron sobre los míos tomando el control y aunque al principio me negaba a corresponderle al final siempre terminaba cayendo en sus redes, dejándolo usarme a su antojo. Nos movimos guiados por la excitación del momento. Yo enredé mis piernas en sus caderas y mis brazos en su cuello mientras que entre mordidas y gemidos seguíamos el beso haciéndolo más intenso, casi lastimándonos; él apretó mi trasero con ambas manos para sostenerme y con pasos torpes me llevó hasta mi habitación, entrando y apoyándome únicamente contra la pared, haciéndome jadear por el golpe en mi espalda. Lejos de molestarme, todo lo que el hacía con enojo, de manera bruta, hacia que mi placer aumentara segundo a segundo - Jimin, esto está tan mal - sostuve su rostro cerca del mio mientras susurraba sobre sus labios que lo amaba una y otra vez, atrapando sus labios gruesos en otro beso un poco más dulce y cuidadoso. Con mis manos un poco nerviosas bajé hasta el borde de su camisa y la quite del interior de sus pantalones para poder meter mis dedos y acariciar su suave piel. El tacto sobre su abdomen marcado hizo que mi piel se erizara y me mordí el labio inferior deseoso por besarlo - vamos a la cama - lo observé con mis ojos brillantes sin dejar de acariciarlo y volví a sostenerme con cuidado de su cuello hasta caer sobre el colchón con mis piernas abiertas, atrayéndolo a mi cuerpo con desesperación de poder sentir su piel contra la mía. No podía resistirme a nada de lo que Jimin hacía conmigo, simplemente porque  parecía estar programado para reaccionar solamente a lo que él hacía. Con cada palabra, cada toque sobre mi piel él mantenía el control sobre mi y me hacía desvanecer entre sus brazos, como si nada importara más que tenerlo sobre mi, haciéndome el amor.
Mensajes : 228

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: yeah baby, i'm yours

Mensaje por Natie30 el Sáb Ene 13, 2018 10:22 am



ROBERT DOWNEY JR.

Su mensaje me había dejado incluso más perdido de lo que estaba antes. ¿Trabajar en un local de qué? Había entendido perfectamente ayer que ella no era una modelo como las que solía conocer, pero no me había detenido a pensar en si ella trabajaba de esto realmente. ¿era algo así como una prostituta? joder, la simple idea de que yo sea solo un trabajo más para ella me asustaba esta mañana pero ahora mismo hasta parecía doler físicamente. El mensaje me había caído como agua fría, me había dejado muy en claro que ella no era una chica cualquiera con la que podía relacionarme, pero sin embargo, el morbo de seguirla viendo crecía dentro de mi. La deseaba desesperadamente, la quería de manera egoísta, únicamente para darme placer a mi, y la idea de estar compartiéndola con hombres asquerosos me ponía los pelos de punta. Todo ese sentimiento era nuevo para mi, nunca me había sentido tan posesivo respecto a mis relaciones con otras mujeres, no me importaba si Yannina se acostaba con cuanto hombre se le ocurrieran o si mañana mismo se casaba con el rey de Inglaterra. Alba era diferente, no había necesitado más de una noche para hechizarme y meterse en mi mente.
No respondí su mensaje. En todo la tarde me mantuve tan ocupado como pude, firmando todos los contratos que tenía que firmar, entregando todos los proyectos a mis socios y haciendo todas las presentaciones correspondientes. Mi propia secretaria me había felicitado argumentando que nunca me había visto estar tan metido en mi trabajo y todas las reuniones habían sido exitosas, incluso había conseguido un nuevo trato con una de las empresas más grandes de Corea del sur, país que subía en la escala comercial cada vez más.
Cuando la noche llegó, mientras estaba en mi casa intentando descansar, Alba se metió en mi mente otra vez. Su cuerpo dorado en cada imagen de la noche anterior se repetía en mi cabeza como una recopilación en video, sin olvidar ningún detalle, ningún segundo de todo lo que pasó. Entonces me levante de la cama buscando algo de ropa y tome mi celular viendo su mensaje nuevamente después de horas. No estaba seguro de donde era el local que ella mencionaba pero James me había mencionado uno así que podía comenzar a buscar por allí. Debía intentar, por lo menos, descubrir algo más de ella y quitarme esta curiosidad tan desesperante que me perseguía desde la mañana.
- El trago más fuerte por favor - la chica en mi mesa me sonrió con coquetería y se fue en busca de mi pedido prometiendo volver pronto. El lugar no era como yo había pensado, habían chicas vestidas iguales, con muy poca ropa de color rojo y negro, que atendían a todos los hombres asquerosos del lugar dejando que las tocaran, pero sin ofrecer nada más. Sobre la barra que se extendía en todo un lado del local, habían dos caños donde un par de chicas se movían sensualmente y los hombres se acercaban para dejar billetes en sus botas largas o ropa interior. También había visto un par de hombres desaparecer por un pasillo que apenas se notaba, pero supongo que las mujeres no estaban obligadas a hacer nada que no quisieran. Había estado observando desde el fondo como Alba se movía con comodidad y brillo propio entre todas esas personas y había pensado de inmediato que ese lugar era muy pobre para una persona como ella. Era deslumbrante y llamaba la atención sobre todas las otras chicas, sin ser exagerado - aquí tiene señor - la chica rubia de antes llama mi atención dejando un vaso de tamaño mediano con un color rojo. La observé apenas un segundo antes de volver a ver a Alba, quien ahora bailaba sobre la barra mientras me miraba los ojos - Ella es Alba, sale aproximadamente en media hora de aquí, si es que no tiene algún pedido privado - ¿pedido privado? no quería ni pensar en lo que podía estar incluido en esa frase. Alba no podía estar dando espectáculos privados a todos esos viejos asquerosos, por dios, el más presentable tenía una barba que probablemente choreaba vodka. Eran como un montón de viejos babosos con dinero, probablemente muchos de mis socios incluidos entre ellos - Dile que la voy a estar esperando afuera, en un auto rojo al otro lado de la calle - saque un billete de mi cartera para pagar el trago y luego de entregárselo a la rubia mire a Alba con una media sonrisa y salí de allí. No podía aguantar un segundo dentro de ese lugar viendo como otros la tocaban y deseaban, y yo no podía tirarme sobre ella, así que la esperaría fuera y me la llevaría a casa. Ella no se iría esta noche con nadie más que no fuera yo.
Mensajes : 228

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: yeah baby, i'm yours

Mensaje por GirlofBieber el Sáb Ene 13, 2018 2:19 pm

ALBA BROOKE
El hecho de que por un momento mirara al lugar donde estaba aquel hombre y ya no estuviera allí me hizo buscarlo por todo el lugar. Pero no, no había rastro de él y eso me había dejado un pequeño vacío en mi estómago. ¿Acaso se había aburrido y se había marchado? Algo crujió dentro de mí y no le di importancia, simplemente seguí bailando como si mi vida dependiera de ello. Tenía que centrar mi mente en otras cosas, y eso fue lo que hice. (…) Cuando los bailes terminaron, bajé de la tarima y fui hacia el vestuario. Mordí mis labios mientras miraba mi móvil y nada. No tenía ningún mensaje de aquel hombre. me repetía mi cabeza. Me desesperaba, pero era lo que había. Cogí mis cosas y me cambié a mi ropa normal para peinar mi pelo, estaba completamente despeinado. La puerta sonó y vi a Bet entrar con una sonrisa picarona que no entendía, y sinceramente ahora no quería que me comiera la cabeza con sus aventuras.— ¿A que no sabes qué ha pasado mientras bailabas? —Me pregunta ésta, ruedo mis ojos.— ¿Has visto a alguien interesante? ¿O a la patosa de Dafney se le ha caído otra copa encima de un cliente? —Le pregunto rodando mis ojos y ésta niega con su cabeza.— Frío, frío. Se trata del hombre con el que estuviste ayer… —Dice desinteresadamente, todos mis sentidos van hacia Bet y mi corazón palpita.— ¿Qué? ¿Y qué ha dicho? —Le pregunto bastante interesada en el tema.— Pues chica, has tenido que hacerle muy bien tu servicio, porque… me ha dicho que te esperaría cuando salieras en un coche rojo al lado del aparcamiento… —Entonces entiendo la picardía de sus ojos. Él le había dicho que me estaría esperando allí, ¡dios mío!— Gracias Bet, te cuento mañana —Le doy un beso en la mejilla y cojo mis cosas rápidamente para salir por la puerta de empleados y encontrarme con Robert.

Nada más salir de la puerta, busqué un coche rojo por todo el aparcamiento. No lo encontré hasta que lo divisé un poco más lejos del local donde trabajaba. Ahí estaba él, apoyado en el capó del coche mirando fijamente su  móvil. Mi corazón latió fuerte y mediante me iba acercando, él levantó la mirada y dejó su móvil inmediatamente. Sí, podría ser que fuera diferente a la noche de ayer pues, no iba con ningún vestido. Iba con unos vaqueros, una camisa básica y una chaqueta de cuero. Perfecta para ir a casa y dormir del cansancio que tenía de estos días. Los nervios afloraron en mi piel cuando estuve cerca de él como para oler su perfume.— Hola, pensaba que no vendrías —Le digo con un toque de nervios, colocando mi bolso en mi hombro.— Ya sabes, por los mensajes… —Muerdo mi labio y voy al grano de lo que quería saber, quería saber qué quería de mí.— ¿Cómo has conseguido mi número? —Le pregunto perdiéndome en sus ojos como si de dos enigmas se tratara. Este hombre era belleza pura. 
avatar
Mensajes : 1309

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: yeah baby, i'm yours

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.